28 sept. 2010

Material desbordante sobre ajedrez.



Tratando de hacer un catalogo sobre lo que se puede ofertar de material para apoyar el estudio o la enseñanza del ajedrez; a media tarea llegó una cantidad ingente de nuevo material que espera ser traducido y adaptado. Ya que la Olimpíada siempre es pretexto para que los entrenadores se reúnan e intercambien material, varios entrenadores ruso fonos me propusieron la traducción de mucho material y su puesta en video o en rotafolio. También hay una fiebre por digitalización de documentos y se ofertaron miles de revistas en seis idiomas diferentes digitalizadas.
Ya la colección del British Chess Magazine la había estado recolectando poco a poco, pasando horas de descargas en internet, cuando de golpe, en un DVD, me mandan 78 años completos de la revista.
Por otro lado las colecciones de revistas como “Jaque Mate” de Cuba, apenas se completan unos 6 años, faltando mas de la mitad, mientras que otras como “Ajedrez en San Luis Rio Colorado” que editase el Prof. Joaquín Durazo Miranda y que es la única crónica completa entre 1967 y 1975, tiene menos de 30 ejemplares digitalizados, lo que es una pena para tener documentada la historia del ajedrez de México. De la biblioteca digitalizada por el fallecido Ing. Ferríz, sólo pudieron recuperarse 18 ejemplares del Boletín de Ajedrez de Zacatecas de los años 1924 a 1933, que unidas con otras 12 que fui consiguiendo aquí y allá, solo reuní 30 en total, de unos 45 aproximadamente que debieron ser publicados. De la Revista Mexicana de Ajedrez de entre 1933 y 1935, editada por mi abuelo materno, el Gral. M.C. Francisco Vargas Basurto, digitalice 34 ejemplares, pero aun hay que trabajar para completar la colección de 43 ejemplares. De publicaciones de Don Andrés Clemente Vazquez y de Manuel Marquez Sterling entre 1880 y 1904, importantísimos para la historia del ajedrez en México y en Cuba, se han digitalizado poco más de la mitad de lo que se sabe fue publicado.
De una biblioteca de Ucrania me comunicaron que tienen digitalizados 32 000 ejemplares de ajedrez, entre libros, revistas, boletines etc.; pero para revisar que tengo o que me falta, pueden necesitarse semanas, pues hay que checar mucho material. Por ejemplo, aparecen tres libros escritos por el GM Carlos Torre Repetto, pero dos son el mismo libro que conocemos como “Desarrollo de la Habilidad en Ajedrez”, con su versión en ruso y en ingles, con diferente título pero mismo contenido, mientras que el otro, llamado “Técnica de Ajedrez” es una versión en ruso de una colección de 18 artículos publicados por Torre, ocho ya integrados en un cuaderno llamado “Finales de Torre por Carlos Torre” y otros 10 con análisis de finales de partida publicados en diversos números del “American Chess Bulletin” donde laboro Torre dos años. Y asi, hay que descargar de Internet, revisar, luego acomodar y mantener la biblioteca digitalizada. ¿Y todo para que? Para reunir una biblioteca digitalizada de más de 20 000 ejemplares diferentes que quizás jamás serán leídos más de la mitad en el futuro. De hecho para mis clases, utilizo cuando más unos 250…

El Sistema de Entrenadores de Ajedrez de CONADE



Tras 10 años de que se implementó este sistema de entrenadores de ajedrez, con materiales y contenidos de todo tipo, ya es ocioso discutir que tan malo era, que si tenía material primordialmente de otros deportes, que en muchas partes se ponía en forma poco pudorosa ejemplos de handball, tenis de mesa, etc.
Lo obvio es que hay que reformarlo basándose en las recomendaciones de Syllabus que la Comisión de Entrenadores de la Federación Internacional de Ajedrez repartió durante la Olimpíada 2010.
Como en algunos organismos deportivos que no han sido capaces de comprender las abismales diferencias que hay entre un entrenador de ajedrez y uno de otros deportes ha puesto como norma que aquellos que no posean títulos internacionales de ajedrez sean catalogados laboralmente por su nivel “SICED”, se ha vuelto esto un mercado en que alumnos van a cursos por su papel de SICED sin importar las clases (a veces esto es para bien), y lo único que quieren es el papelito. De esa manera la problemática que la Comisión de entrenadores de la FIDE quería resolver, se ha agudizado. Malo es confundir el que una persona que es buen jugador sea también un buen entrenador, como que alguien por tener un nivel de SICED, que sepa Dios como le fue concedido, pueda ser instructor de ajedrez. El defraudado será el alumno.
Si los que nos preocupamos por aprender a entrenar estamos repletos de deficiencias y todos los días nos levantamos con la esperanza de co-aprender con nuestros alumnos, cometemos una serie de errores graves al tratar de ayudar a un jugador aspirante, ¡imagínense que puede pasar con alguien sin experiencia, que avalado por un papelito obtenido tal vez por algún camino irregular que trabaja con niños en una escuela primaria particular!
A veces, con la mejor fe del mundo, pueden dañar al niño, a los padres del niño y luego a ellos mismos como entrenadores.
Hay que hacer algo por que en CONADE entiendan que ya diez años demostraron lo malo de sus programas y contenidos respecto al ajedrez en su sistema de entrenadores y que deben al menos mirar las recomendaciones de la Federación Internacional de Ajedrez elaboradas por entrenadores profesionales de ajedrez, y no por los “cuates” de algún funcionario deportivo.

Comentarios de partidas de la Olimpíada.

Curioso el sistema de comentar partidas de Rybka para las Olimpíadas. Sustituye evaluaciones numéricas por frases en diversos idiomas, según escoja. De esa manera en segundos comentan cien partidas de cada ronda. Prácticamente comentan la partida los robots. Claro que hay una gran diferencia entre las partidas que comentan en sitios web en ruso varios grandes maestros. Mientras Rybka cita un par de variantes y da un comentario común, de unas dos a seis palabras, en otro sitio, para una sola jugada dedican 60 palabras y seis variantes. Pero no deja de ser una orientación los comentarios de Rybka y su sistema robotizado. Eso de contar con 100 partidas comentadas por ronda, aunque sean comentarios superficiales, ayuda a hacer una selección especial.
Los videos oficiales muy buenos y parece que los jugadores están como en pecera donde nada se esconde, con seguridad al máximo.
Ahora que el you tube es una amenaza. Parece que alguien se dedica a filmar con un celular a los jugadores iberoamericanos que abusan del alcohol entre ronda y ronda, subiendo los videos para que en casa sepan como se comportan. Hay casos patéticos. ¿No se darán cuenta que esta Olimpíada es como el big brother y que todo se filma por alguien? Parece que la elección de jugadores filmados está basada en los países que apoyan la reelección, por lo que se sospecha que el grupo retador desea desprestigiar a los jugadores y directivos que son voto seguro por la reelección, para así debilitar su posición. No creo que los jugadores de los otros países, los contrarios, tales como Alemania, Estados Unidos, Inglaterra etc., se comporten mejor que los de México, Cuba, Perú, El Salvador, Guatemala, etc. Entonces, ¿por qué el ensañamiento? Hay un capitán de equipo, fácilmente identificable y grabado con especial equipo de sonido, que parece ya lleva 6 filmes con su caminar extraño, y su platicar como de canción de José Alfredo Jiménez. Además hay un video que parece ser de tomado desde un ángulo que sólo puede ser desde una cámara de seguridad del hotel, por lo que uno sospecha de complicidades oficiales.
A ver si a la hora del voto secreto no hay alguna camarita que grabe como votó cada quien, por aquello del incumplimiento al compromiso. Ya un bando dice que tiene 108 votos en la bolsa. Los de América, los más numerosos promovidos por una persona.
Ya sabemos a quien deberá su reeleccion el Presidente de FIDE, ojala lo tome en cuenta para apoyarlo más y este a su vez apoye a los paises que lo respaldan y reconocen su labor.

¿Pesimismos en Ajedrez?

Algunos lectores me comentaron que el artículo sobre las elecciones de la FIDE parecía muy pesimista. Al contrario, creo que soy optimista, pues la generalidad de los comentaristas ven más oscuras las perspectivas ante la reelección y expresan que la única esperanza es que el gobierno ruso sienta muy incómodo el tener, al que ha sido presidente de Kalmykia durante 15 años, en una posición donde siga llamando la atención internacionalmente. En un diario amarillista ruso dice que hace años el Kremlin tenía ganas de hacer cambios en Elista y en la FIDE, pero que Kirzán les contestaba: ¿Desean otro Chechenya?
Veo las cosas mas desde el punto de vista de América. El A.I. Jorge Vega pesa mucho en la FIDE y no se ve en el MI Marvin Guevara un nivel semejante ni en experiencia ni en ese talento especial para moverse en la política tan complicada como hay en la FIDE. Obviamente el relevo de cualquier persona de edad superior a las seis décadas siempre hay que tenerlo en cuenta. Pero como escribí hace varias semanas: ¡Hay Vega para rato!.

24 sept. 2010

Boletin Especial Bucanero de Ajedrez

Proximamente boletin especial sobre la primera semana de la Olimpiada, la historia secreta de las votaciones FIDE en los 80s del siglo XX y las consecuencias en las actuales elecciones. Notas especiales sobre Larsen y sobre la Salud de B.V. Spassky.

Grandes exitos del GM León Hoyos

Como nos tiene acostumbrados, el GM León Hoyos sigue en carrera ascendente en sus resultados y ya facilmente saldrá con màs de 2600 para la proxima lista.

La Olimpíada de Ajedrez y las elecciones

Tras de dos rondas de la Olimpíada se observaron más de 170 partidas que terminaron tras errores gruesos. La cantidad de piezas colgadas es impresionante para encuentros de este nivel. El error común entre aficionados se ha dado con excesiva frecuencia en un evento que se esperaría que por ser integrado en un 95% con jugadores con título tuviese mayor nivel de calidad. Tal vez la razón sea que abundan los encuentros en que hay una gran diferencia de rating, en ocasiones de más de 400 puntos, lo que añade una presión adicional sobre el de rating inferior y una relajación en el juego de los que tienen mayor rating. ¿De que otra manera se explica que un Gran Maestro como José Gonzalez de México haga tablas con un jugador de Nepal que no llega a los 2000 de rating, existiendo un abismo de más de 400 puntos entre ellos? ¿O cómo un MI de 2400 dejase una pieza boba contra un GM de 2700?
Para variar muchos extienden lo de fiesta del ajedrez a fiesta nocturna en los bares, aprovechando que tienen toda la mañana para dormir y a muchos no les parece que haya mucho que pasear en una ciudad de Siberia a la que en su vida hubieran escogido para viajar de turistas. Tal vez por eso tantos errores con sospecha etílica.
Ya cerca las elecciones, los que se consideraban casi seguros de ganar, por tener apalabrados una cantidad enorme de votos, se comienzan a poner nerviosos dado que siempre hay la posibilidad de que por ser el voto secreto haya quienes de última hora cambien de bando. “Nuestra gente es gente de negocios y su lealtad va con ellos” Expresaba el que se considera aportará la mayor cantidad de votos a su bando. También aseguraba un maestro, quien siempre a estado bajo sueldo de los federativos, que la democracia en la FIDE es digna de las enseñanzas de Platón. No puede uno si no estar de acuerdo con ello, pues ya Bertrand Russell caracterizó a Platón como lo más antidemocrático de la historia, y que prácticamente socavo a la sociedad ateniense y que la familia de Platón fue muy beneficiada económicamente cuando Esparta venció a Atenas.
Ambos bandos contendientes son muy similares. Lo que puede variar entre ellos son sus métodos finos para obtener dinero a través del ajedrez. Pero en ambos grupos hay presidentes de federación que han estado controlando el ajedrez de sus países por más de dos décadas o sirven a grupos que así lo han hecho. También sus seguidores son muy parecidos, aunque en los que van por una reelección más están más pegados a la arbitrocracia, pues en el arbitraje donde su nicho de poder ha encontrado una manera más fácil de repartir favores, ya que los que saben jugar ajedrez son un poco menos disciplinados al poder que los que se saben un reglamento de ajedrez. En un restaurante hay generalmente un cocinero caprichoso y voluntarioso, pero el cuerpo de meseros es más disciplinado y se saben fácilmente sustituibles por el dueño del lugar, por lo que no pueden dárselas de prima donna. Ahora que hay buenos meseros que en propinas a veces pueden sacar tanto como el cocinero o más. Más o menos pasa así en los torneos. Un organizador puede seleccionar casi a su entero capricho quienes van a arbitrar el torneo, pero no quien lo va a ganar.
En muchos países hay asociaciones de árbitros que fijan tabuladores mínimos a respetar por organizadores y tienen hasta un sistema de turnos para repartirse las ofertas de trabajo, entre jugadores no existe nada de eso.
Hay que recordar que las federaciones son agrupaciones de asociaciones, no de jugadores. Las asociaciones están conformadas, según dice la Ley, por ligas y las ligas por clubes. Los clubes están integrados por una mesa directiva, no necesariamente democrática, pues hay clubes propiedad de una persona. Aun suponiendo que en un club una vez al año los jugadores votasen por quien dirige el club, esa sería la única ocasión que un jugador tiene voto y eso se disolvería a lo largo de una escalera. En un país de aquellos que solo tienen unos 1000 ajedrecistas registrados, que hay muchos en FIDE, puede haber unos 10 clubes de 100 miembros, agrupados en 4 asociaciones, estas cuatro asociaciones estarán nombrados por dos directivos de clubes cada uno, seguramente ellos mismos votan por si mismos en una elección que normalmente se hace cada cuatro años. Luego estas cuatro personas, deciden quien es el presidente y su delegado ante FIDE, y ese votará cada cuatro años por quien dirige la FIDE. O sea los 1000 miembros votaron una vez, si acaso, pues seguro que en los 10 clubes no más de 60% fueron a juntas de votación, máxime en países donde para votar por presidente de la República no votan más de 55%. Lo que significa que esa federación elegida por no mas de cuatro personas, a su vez nombradas por no más de 10 personas, elegidas en una ocasión por un total de 600 personas van a tener un peso en la votación similar a la de Rusia que tal vez fueron elegidos en un proceso de representación electoral similar por una base de 6 millones de personas.
Tremenda aberración anti democrática fue tratada de solucionar en 1776 por los padres de los Estados Unidos, con el plan de dos cámaras, una de representación por estado, que tenían igual peso electoral independientemente de tener 100 mil habitantes o 30 millones de habitantes, y otra cámara en que la representación se basa en la cantidad de habitantes. Así un estado tiene dos representantes en una cámara y 6 en otra, mientras otro más populoso tiene los mismos dos en una cámara y 150 en otra. Así se balancearon algunas cosas. Pero esto no ha funcionado mucho por algunas transas a la hora de hacer los registros de población. En FIDE un país con un buen mecenas puede comprar miles de “registros” y decir que tiene miles de miembros. Supongamos que usted tiene un club de 10 miembros y cada uno paga su SIRED de 100 pesos, y acredita $1000.00 , pero si un millonario quiere mostrar un club de mil miembros, puede pagar 100 mil pesos de SIRED, pagando registros de miembros hasta de sus empleados domésticos que jamás irían a su club de ajedrez, pero puede fingir que si, y registrar mil miembros, y en un sistema de votación proporcional tendría mas peso electoral que un verdadero club de 200 miembros. Es fácil probar que esto ha pasado en más de una ocasión, y no hay razón para no pensar que siga pasando.
Por eso las proposiciones de un país, un voto, seguramente seguirá pesando y ganando, mientras esos mismos países tengan su voto para impedir que cambie. Claro que cuando hay comisión reorganizadora entonces dependerá de la discrecionalidad, opinión personal o política de alguien, como repartir los votos. Pero la costumbre es que la gente vota por si misma. Sería diferente si a los representantes de Asociación se les impidiera votar por si mismos, pero seguramente encontrarían la forma de poner a sus títeres para cuidar sus intereses, como se hizo en la época en que existía esa regla.
Mientras que cada miembro de una federación no vote por sus dirigentes no habrá democracia real en el ajedrez y se mantendrá una separación notoria entre jugadores y dirigentes que solo no ven los que siempre han cobrado sueldos pegados a los dirigentes. Una opinión de un empleado para favorecer a su jefe, no es muy de confiar. Una separación obvia que es creada por ese sistema electoral de representación diluida. Durante más de 20 años fui como cuña en ese sistema al ser jugador y presidente de diversas Asociaciones y realmente no pude encontrar en ese sistema electoral un camino para la democracia. Incluso en las asociaciones que representé no logre que fuera por votación de jugadores, sino recibí designaciones de parte de un dirigente deportivo ajeno al ajedrez, por ejemplo era nombrado como presidente de la Asociación de ajedrez de la UNAM por voluntad del Director General de Actividades Deportivas de la UNAM que era un gran experto en futbol americano. Por mas que propuse el cambio a un sistema democrático, no obtuve resonancia en ningún otro presidente de Asociación, pues no tenían el menor interés en un cambio. Hubo asambleas nacionales en que era evidente que no había ningún tema de interés para los jugadores, solo se discutían asuntos que tenían que ver con arbitrajes y manejos de fondos, nada para ver como mejorar la calidad.
Opte por trabajar en la política nacional fuera del ajedrez, en la de las instituciones gubernamentales y el ambiente, aunque tiene reputación de ser corrupto, lo es enormemente menos que en el otro. Y en la política de partidos políticos la cosa está grave, así que imagínense en el de deportes.
El de la FIDE lo conozco muy bien, gracias a la cercana relación con el personaje más experimentado del grupo de Kirzán, y a mi parecer el más talentoso, el A.I. Jorge Vega Fernández que conozco desde 1972. Por ello puedo asegurar que el cambio radical en ese organismo es algo impensable y que, salvo una gran sorpresa, tal vez influida por la perdida de simpatías del presidente actual por parte del gobierno ruso, la reelección es segura. El númeroso comité mexicano de apoyo a Karpov no tiene la menor influencia en el voto de México por muy secreto que sea el voto, como no lo tienen en la federación. Moralmente tampoco tienen mucha base, pues Karpov en realidad nunca ha tenido alguna acción de beneficio a México, aparte de visitar el país cuando hay una buena cantidad de razones en dólares para hacerlo. Vino en 1972 por muy poco dinero, es cierto, pero no tenía tanta fama y a mi me consta que ni lo tomaban en cuenta los organizadores mexicanos, pues lo dejaron abandonado en medio de la ciudad y yo como estudiante tuve que subirlo a un transporte público de 5 centavos de dólar y hacerlo viajar en un estribo de camión unos cuatro kilómetros. En 1972 como Karpov no hablaba sino ruso, prácticamente solo platicaba conmigo. Después vino ya cobrando un enorme sueldo, como lo volverá a hacer. Espero que firme recibos estrictamente por los montos que reciba y no permita que alguien cobre enormes comisiones por contratarlo.
Del grupo de reelección, puedo afirmar que a pesar de lo que se diga, de alguna manera se debe a Jorge Vega mucho del arranque inicial del ajedrez mexicano entre 1975 y 1976, años decisivos, y ya por eso habría que tenerle consideración y gratitud. Entre 1972 y 1982, que fue su período de dirigir el ajedrez cubano, fue fundamental para México y para que nuestro país obtuviese jugadores con títulos internacionales y ahí había que incluir a los GM Carlos Torre Repetto y Marcel Sisniega. Torre recibió su título de GM más por acciones y gestiones de Jorge Vega y Gligoric que por las de otros dirigentes, que más bien cosecharon la labor.
A pesar de tener puntos de vista opuestos y de la enorme diferencia entre conocimientos y modos de ser de ambos dirigentes, no es tan sorprendente que los dirigentes del ajedrez mexicano por primera vez apoyasen la gestión de Vega, pues era obvio que era la única que les daba alguna vía, pues el comité mexicano pro Karpov si ha calificado la actual gestión dirigente mexicana como muy nociva, lo que es significativo por el prestigio de algunos de sus más reconocidos descalificadores. Por supuesto FENAMAC no contestó las recriminaciones públicas del Dr. Lopez Michelone, pues nunca contesta a nada, pero aunque lance a Kirzán como candidato a reelegirse, nadie puede poner la mano al fuego cual será el voto “secreto” de México en la FIDE, sólo sabemos el público, pues era necesario para la postulación y a la vista no se puede hacer otra cosa que lo acordado. Pero puede pasar cualquier cosa, pues como no existe comunicación, López Michelone no puede saber por quien se votará. Se supone por él que con Karpov nos iría mejor. Pero sus argumentos no son contundentes, pues Karpov ha tenido años de oportunidades para ayudar en algo a México y nunca hemos visto nada. En cambio de lo que ha hecho Vega en México hay documentación probatoria, hay muchos datos publicados de todos y cada uno de los pasos de Vega en el ajedrez desde 1972, muchos conocemos la detallada historia de su trayectoria, con fotos, publicaciones, documentos de todo tipo, máxime en esta época del Internet en que todo se sabe y se consigue prueba de todo, hasta de con que cheque o tarjeta de crédito se paga un hotel o un pasaje de avión.
Mas vale algo conocido dicen algunos, aunque claro, la promesa de una brillante aurora, el soñar en que cambie el ambiente del ajedrez es muy atractivo, pero la FIDE tendrá el presidente que merezca, ni mas ni menos.

20 sept. 2010

Estudie ajedrez para mantenerse sano mentalmente en la tercera edad.


Estudiar ajedrez, hacer ejercicios como Mazes, resolver posiciones, es una actividad enriquecedora en si misma, no sólo en vistas de jugar ajedrez mejor, sino simplemente gozar del ajedrez, sin una visión de ganar torneos. En este caso la práctica deliberada es para mejorarse mentalmente, lograr ser competente, no competidor. Si no le interesa ganar un campeonato, sino simplemente gozar el ajedrez, también el estudio con un sistema le aportará más que una práctica sin sistema.
Haga ejercicio físico y estudie profundamente el ajedrez, para mantener la mente activa y tener más tiempo buena condición de vida.
Ajedrez conocimiento, es como la filosofía contemplativa, un ajedrez teórico de inefable belleza en que se disfruta la ingeniosidad de las jugadas y no el desarrollo materialista para ganar un premio.
Como decía una frase favorita de Lasker, “Si lo que tan grande a distancia parecía, se convierte en nada cuando lo tienes en las manos, vuelve a luchar, pues es en la lucha donde está la virtud y no en el premio”
Como he escrito antes, se goza más al estar ganando que al ganar. Se goza más al estudiar, al ir conociendo, ir investigando que al saber.

El error en ajedrez, ¿Problema médico?


Las neuronas, como toda célula, es vulnerable a enfermedades. Algunas de las funciones cognitivas del cerebro (mal llamadas funciones superiores, aunque no hay inferiores) como memoria, atención, comprensión, etc., a veces son alteradas por problemas que, desgraciadamente, son observables sólo en autopsias, pero muy pocas veces hay posibilidad de diagnosticarlas en vida, pues requieren de exámenes al cerebro que para realizarlos es necesario intervenir agresivamente tal órgano.
Mientras sólo se observan ligeras deficiencias en esas funciones (anosagnosia) y se supone puede haber algún problema relacionado con Alzheimer.
Hay una especie de proteínas que entran en las neuronas y no son asimilables, que crean una especie de esferas que les llaman de Lewy, (cuerpos de Lewy), , por el nombre de su descubridor, que se han encontrado presentes en personas con algunas funciones cognitivas alteradas, claro que detectadas en autopsias, como mencionamos antes. Estos cuerpos de Lewy están presentes frecuentemente en casos de Demencia y se les conoce como (LBD por sus siglas en inglés). Se supone que por causas aun no definidas, la actividad constante cerebral, como al jugar ajedrez, ayuda a que estas esferas no se formen. En pacientes con Demencia y presencia de Cuerpos de Lewy, estos están presentes en un 40% de casos de personas mayores de 70 años, que no jugaban ajedrez, y sólo en un 15% de casos de personas mayores de 70 años que jugaban ajedrez. Como esto se investigo en autopsias no se puede hacer un estudio si los cuerpos de Lewy en las neuronas se disminuyen con la práctica del ajedrez. La única evidencia es que personas con actividad intelectual constante, como jugar ajedrez, presentan a su muerte menos cuerpos de Lewy en su cerebro, menos de la mitad, que personas que no practican ejercicios mentales.
Hay veces que en ajedrecistas de avanzada edad se observaron ciertos errores constantes al jugar ajedrez y al morir, tras de hacerle la autopsia, se observó la presencia de cuerpos de Lewy en sus neuronas, pero aun así en menor número que las personas promedio de esa misma edad. Se puede atribuir que esos errores eran consecuencia de los cuerpos de Lewy.
Los cuerpos de Lewy son un indicador del Alzheimer y de diferentes tipos de demencia senil, así como fuertemente ligado al mal de Parkinson, así como enfermedades mentales crono degenerativas. Incluso en algunos artículos se afirma que si viviéramos los años suficientes, a todos se nos formarían tarde o temprano cuerpos de Lewy, terminando por tener alguna variedad y en algún grado demencia al final de nuestras vidas. Que tan tarde y cuanto dependería del nivel de actividad intelectual constante que mantengamos durante esa larga vida.
El Dr. Alois Alzheimer en realidad no contó más que con una tecnología muy rudimentaria comparada con la que ahora está a disposición para hacer un diagnostico precisa de estas afecciones que entran dentro de la clasificación general de demencia a causa de la edad y ahora sabemos muchas cosas, como de las posibles causas genéticas que incluso tienen punto de contacto con el síndrome de Down, como Evenhuis demostró en 1990.
Muchos síntomas expresados en conducta que pueden identificarse como de demencia, pueden ser provocados temporalmente por drogas, sobre todo las que en una época fueron utilizadas para tranquilizar personas. En este caso no puedo pensar sino en la conducta observada por el GM Carlos Torre Repetto en 1926, que es clásica de enfermos con Alzheimer, pero que en Torre fue temporal, por lo que pudo ser artificialmente causada por una droga que pudieron darle a la fuerza por cuerpos de seguridad en Estados Unidos cuando el incidente del Torneo de Chicago, sin que tuviera que haber presencia de cuerpos de Lewy.
Por definición la caracterización de la Demencia requiere una declinación de la memoria y al menos alguna otra función cognitiva, como habilidades visuoespaciales, lenguaje y cálculo, funciones ejecutivas y frontales, praxis, gnosis, etc. No se puede diagnosticar por la presencia de depresión o delirio.
Como es imposible el examen del cerebro para buscar cuerpos de Lewy, casos como el de Carlos Torre quedaría en duda, además de que los “síntomas” le ocurrieron a los 23 años, pero eran “sospechosamente” parecidos a los efectos de enfermedades mentales crono degenerativas.
Después de 46 años de su “comportamiento extraño” en Chicago, era claro que Torre tenía excelente memoria y sus funciones cognitivas, sin problemas.
¿Cuándo podemos decir que un tipo de error de ajedrez que se repite una y otra vez es posible síntoma de un problema inicial de anosagnosia o de un problema de las funciones cognitivas, sobre todo la del calculo?
Si es mayor de 60 años, es cosa de ver si hay comportamientos extraños observables en Alzheimer o Parkinson, sobre todo las fallas de memoria. Tratamientos deben ser prescritos por especialistas. Cosas como el Ginkgo Bilova y antioxidantes como tocopherol ( vitamina E) y Deprenyl, ayuda a efectos periferales, y no es concluyente sirvan, aunque algo pudieran retrasar el declinamiento funcional y muerte de pacientes de Alzheimer (según afirmaron en 1997, los especialistas Sano y Schaufer).
El tema de los cuerpos de Lewy, o esferas de Lewy es apasionante, pero es tema de especialistas en diagnósticos de demencia, pero al menos es útil tener alguna idea de este encapsulamiento y como afecta a las neuronas.
Hay una serie de recetas para prolongar la vida competitiva de un ajedrecista, pero todo va alrededor de Ejercicio, Dieta, actitud, práctica deliberada y algunas cositas más de las que continuaré escribiendo.
Pero la relación entre actividad física y funciones cognitivas es realmente sorprendente, lo mismo la sociabilización. Hacer mucho ejercicio, participar en actividades sociales ayuda mucho a mantener sana la mente más tiempo.

Grandes personajes presumían de jugar ajedrez.



Recientemente un columnista de temas culturales de ajedrez me preguntaba sobre gobernadores de estados de la República Mexicana que jugasen ajedrez. Parece ser que la intención es de mencionar que hay muchos personajes importantes de la vida nacional que son aficionados al ajedrez como una manera de validad el que se fomente en ajedrez.
En realidad la historia está repleta de personajes famosos que pretendieron reforzar su validación propia a través del ajedrez. No es el ajedrez el que vale más por que lo practiquen seres ilustres, sino muchos son más ilustres por tener una afición al ajedrez.
No se dice que la música es buena por que gustan de ella muchos seres humanos buenos, sino que muchos seres humanos deben ser buenos porque gustan de la música.
En Alemania hay el dicho que una persona no puede ser mala si ama la música. La música es la que valida, no las personas a la música. Aunque también esta argumentación tiene peso, pues el hombre es la medida de todas las cosas, dijera Eratóstenes. Entonces la música es buena porque el ser humano, el ser humano en general, no la persona en específica , la goza, recibe placer y elevación a través de ella.
Lo mismo del ajedrez. Este es válido por que el ser humano en general, no unas personas en particular, lo goza, recibe placer, desarrollo, formación y elevación a través de él.
Entonces muchos personajes históricos adquirieron un cierto signo de elevación de su prestigio al mencionar que eran aficionados al ajedrez. Así Voltaire, Danton, Robespierre, Napoleón, Diderot, Dumas, Montesquieu, George Sands, Chopin; movieron piezas del ajedrez en el Café de La Regence en Paris, dignificándolo y a su vez dignificándose; mientras que en Cafés de Viena, Mozart, Schubert, Beethoven, antecedieron como aficionados al ajedrez a Sigmund Freud y Carl Jung. Entre los masones de Alexandría, Virginia era común los enfrentamientos que en el tablero de ajedrez tenía George Washington primero y Robert E. Lee después, con políticos de Filadelfia como Benjamin Franklin, o con preclaros estrategas como John Adams, Thomas Jefferson, y Jeffeson Davis. Hay un curioso cromo en que un vivac en México jugaban ajedrez Robert E. Lee, Stonewall Jackson y Ulyses Sympson Grant, teniendo como fondo el Sagrario Metropolitano. Como dicho cromo tiene como fecha 1877, 30 años después de que los mencionados fueron parte de los oficiales jóvenes del ejército de Estados Unidos invasor de México y unos 15 años después de que los mismos combatieron en la Guerra de Secesión, donde Stonewall falleció, puede ser considerado factible pero no irrebatiblemente histórico.
En México se menciona que el sacerdote Miguel Hidalgo y Costilla Gallaga, cuando dirigía el colegio San Nicolás en Valladolid, hoy Morelia, promovía la práctica del ajedrez entre sus alumnos. Así lo cita en una revista, mencionando como fuente unos apuntes de Fray Servando Teresa de Mier, que no era testigo presencial, pero si un estudioso de la biografía de Hidalgo y Costilla, el que luego fuese presidente de Cuba, Manuel Marquez Sterling en 1892. De hecho entre las propiedades embargadas por orden del Gral. Calleja a Hidalgo y Costilla se apunta un ajedrez de madera “de talle normal, en buen estado, pero de poca monta y valor•”, según acta que obra en archivos del Regimiento de Dragones de Navarra de 1811 y que es consultable en el Archivo General de la Nación. Ese ajedrez, supongo, podría haber tenido lugar al lado del que los soldados españoles “capturaron” del Padre de la Independencia de Cuba, Carlos Manuel de Céspedes, que se encuentra en el Museo del Prado de Madrid.
Aunque Juárez aparece en cromos e incluso telenovelas históricas jugando ajedrez, en la relación de sus bienes, realizado tres días después de su muerte, en acta del 21 de julio de 1872 no se menciona un ajedrez. Aunque Matías Romero y su yerno, el cubano, Santacilia aparentemente le regalarón cada uno un ajedrez en diferentes años, según comentaba en un artículo el escritor Guillermo Prieto, durante mucho tiempo inseparable compañero y seguidor de Juárez.
En Ecuador la leyenda de la afición por el ajedrez del Inca Atahualpa esta bien documentada, y se menciona al que fuera capitán general de Cuba y descubridor de la desembocadura del Mississippi, Hernando de Soto, como protagonista de los duelos de ajedrez que presenciaba cotidianamente el Inca y que según dicen en una votación por su vida influyó un derrotado contrincante de De Soto, agraviado por una intervención del Inca en una partida.
De Soto, se cuenta que jugaba ajedrez con su esposa, Isabel de Bobadilla, fue la máxima autoridad en Cuba y dejó a cargo de la Isla a Doña Isabel, al partir hacia las exploraciones al norte del Golfo de México. Doña Isabel oteaba constantemente el mar, esperando el nunca logrado regreso de su marido, inspirando su figura al escultor Pinzón, la giraldilla de La Habana que se encuentra en la torre de los Homenajes del Castillo de la Fuerza, pequeña escultura en bronce que es actualmente conocido símbolo de la Ciudad de La Habana y del delicioso ron “Havana Club” (anuncio no pagado).
El virrey y general que fuera del ejército cubano que bajo insignias españolas colaboró decisivamente en la Guerra de Independencia de los Estados Unidos, la llamada Revolución Americana, Conde de Galvéz, que fue el virtual creador de la nación novohispana, él que dio coherencia al conjunto de regiones que luego serían la nación mexicana, era conocido aficionado al ajedrez, practicándolo tanto durante su mando en Cuba como en Ciudad de México, dejando buenas muestras de su afición en juegos de ajedrez que se exhiben en el Museo Nacional de Historia de Chapultepec.
Nicolas Trist, yerno de Thomas Jefferson, representante en Cuba de los Estados Unidos y luego negociador de los tratados de Guadalupe Hidalgo tras la invasión de Estados Unidos a México, sostuvo continuas tertulias de ajedrez en La Habana, en la que participaron miembros del cuerpo diplomático de varios países en Cuba.
En otra isla del Caribe, en San Juan Puerto Rico, el insigne profesor y laureado escritor español Juan Manuel Jiménez, era conocido por su afición al ajedrez.
Si Simón Bolívar jugaba ajedrez en Londres en tertulias en que participaba el primer guerrillero de Iberoamérica toda, Don Francisco Xavier Mina, el Mártir de Sombrerete y Héroe de Zaragoza y Navarra, no hay documentación probatoria y solo se menciona en el enorme archivo epistolar de Fray Servando Teresa de Mier.
Hay comentarios de que en la prisión que por cuatro años sufrió Mina en la prisión parisina del Castillo de Vincennes por combatir defendiendo España de los ejércitos de Napoléon, jugaba ajedrez con militares franceses enemigos del bonapartismo que eran sus compañeros en esa terrible prisión.
El apóstol de la Espada, San Martín, también se podría incluir en la lista de libertadores americanos a los que se les adjudica ser aficionados al ajedrez sin base documental, lo mismo que a algunos generales del ejercito realista español, como el “derrotado de Popayán”, Tacón, que luego fuese capitán general de Cuba.
Quisiera creer que un personaje de tal dignidad como el General Prim de España era aficionado al ajedrez. Pero la única base es que en un museo, el de las intervenciones en Churubusco, México, figura en un catalogo, como pieza en bodega, no en exhibición, un ajedrez propiedad del General Prim, regalado, al parecer, para ser entregado a Juárez, pero no se menciona si alguna vez estuvo en las manos del prócer de San Pablo Guelatao.
Si nos vamos a la historia militar europea, parece que decenas de generales prusianos, franceses, ingleses y rusos, son conocidos como practicantes del ajedrez. Algunos militares y políticos importantes en la historia de su país fueron ajedrecistas serios al nivel de jugar torneos internacionales de ajedrez, como Eugene Znosko Borovsky, Y Illjin Genevsky, Andrés Clemente Vázquez, y Manuel Márquez Sterling.
La lista puede ser enorme y algunos agregarían reyes y estadistas, Papas y líderes religiosos, etc.
Pero eso no daría mayor validez al ajedrez, que es validado ya por ser la afición primordial de millones de seres humanos. Más bien habla de que los mencionados tenían hábitos y gustos de razonamiento crítico. Eso suponiendo que jugaran al ajedrez reflexionando y no jugándolo superficialmente.
La historia del ajedrez, sobre todo desde el siglo XVI, es muy documentada y es fácil constatar que ha tenido creciente importancia en la vida habitual del ser humano. Cada vez más millones de personas lo practiquen y es natural que muchos personajes importantes sean parte del buen porcentaje de los seres humanos que somos atraídos y amamos al ajedrez.

El Banco de Inversiones contra el error en ajedrez.

Evitar errores en ajedrez es sumamente laborioso. Requiere un gran esfuerzo que agota terriblemente. Uno emprende todas esas tareas por el deseo de ganar. Ese deseo no se satisface con la ganancia de la partida, sino con el goce de ir ganando la partida. La emoción que da jugar ajedrez, con una cierta incertidumbre, aunque sea mínima, de si ganaremos, perderemos o haremos tablas, da un placer inmenso que se une al muy sutil de sentirnos pensando. Conforme más socializable es el ganar, mayor motivación se puede crear para poner en marcha ese enorme número de pequeños motorcitos que trabajan para ganar en cada componente del triunfo en el ajedrez.
Esos motorcitos necesitan una alimentación que solo pueda darla la motivación autentica, que es la que se produce cuando realmente sabemos lo que deseamos, cuando se responde realmente a lo que somos.
Pero esta motivación se construye a base de suministrar a nuestra mente de pensamientos positivos y limpios de la basura que circunstancias y opiniones externas tratan de introducir en nuestro banco continuamente.
Este banco de pensamientos positivos, generadores de actitud positiva tiene en realidad el efecto de ser un banco de inversiones contra el error en ajedrez.
Motivación creado de actitud positiva, genera un esfuerzo lo suficientemente poderoso para disminuir en grado sumo la desatención y el descuido, y por lo tanto la posibilidad del error disminuye totalmente.

En ajedrez, la motivación es el factor decisivo.


Se puede afirmar que en todo aspecto humano, en toda actividad, la motivación es el factor decisivo. Si tenemos fe, si creemos lograr algo o si creemos no lograrlo, en ambos casos estaremos en lo cierto. Pero todo comienza por la motivación. Cuando una persona siente un sus adentros unas ansias de lograr cosas y se decide hacer de todo para hacerlo, su motor es esa chispa divina que llamamos motivación. Nos animamos, nos movemos, motivados por algo. Algo sucede que nos empuja.
Ahora que lo importante no es identificar algo, sino manejarlo. Lo importante es poderlo aumentar a voluntad y conocer como canalizarlo.
Seres humanos cruzando océanos incognitos, escalando montañas sin otra ganancia de colocar su bandera en la punta y poder decir: ¡Yo llegué hasta ahí!
Como muchas cosas en este mundo moderno, la motivación viene en dos modelos: natural y artificial. El natural, aunque no nace por generación espontánea, es consecuencia de leyes naturales que están, en gran parte, más allá de nuestro control, aunque siempre hay maneras de hacerla crecer, hasta cierto punto. Por lo general todo se hace internamente, en el ser mismo. La artificial puede ser creada gracias al buen aprovechamiento de leyes naturales por parte del ser humano en sus aspectos en que esté ha descubierto como manipularlas a su favor, generalmente basados en la sociabilización, una mezcla de factores internos y externos, donde una parte sucede dentro del ser mismo y otro en el exterior, su contexto y sus circunstancias.
Un modelo es lo que natura da y otro lo que Salamanca presta, diríase parodiando la advertencia universitaria.

Errores en ajedrez y en la labor especializada.


Varias publicaciones científicas como “Scientific American” y otras sobre administración como el “Harvard Bussiness Review” han publicado interesantes artículos sobre cómo personas talentosas y altamente entrenadas cometen errores burdos en todo tipo de actividades.
El funcionamiento del cerebro es aún materia de la que no se conoce una información que se considere satisfactoria, sino muy incompleta. Apenas hace un par de décadas desconocíamos todo sobre la neurogenesis, la reproducción de algunos tipos de neuronas y era terreno parcialmente desconocido particularidades de la sinapsis celular. Pero aún más reciente es la comprensión de cómo el software, la educación y el entrenamiento, funciona con el hardware, nuestra “ magna maquina biológica cerebral”.
Sin duda uno de los argumentos mas contundentes de la teoría del designio son las llamadas “maquinas biológicas”, desde el llamado flagelo bacteriológico de diminuta dimensión, hasta el cerebro.
Y aunque poetas y músicos parecen tener la clave de las emociones, también en este terreno, tan interrelacionado con el cerebro en lo que toca a nuestro comportamiento, es en gran parte “tierra incognita”.
En el ajedrez se ha estudiado ampliamente el aspecto obvio y tangible, más síntoma que causa, del error en una partida de ajedrez.
Falta de atención debido a un esfuerzo mediatizado por falta de motivación es la característica más común entre los ajedrecistas veteranos, quienes de mantener superioridad durante toda la partida, de repente dejan “colgada” una pieza o cometen algún tipo de “blunder” de magnitud similar. Por eso estadísticamente se observa una disminución significativa en sus resultados deportivos aunque se muestre una elevación en la calidad de sus producciones. En este caso el problema original del error entre ajedrecistas de cierta edad es la falta de motivación. Buscar nuevas medallas cuando ya se tienen muchas en el pecho es el obstáculo a vencer, más que algún decaimiento en energía física, si consideramos, por lo que ya sabemos sobre neurogenésis, no debe darse una disminución de su poder creativo o de la calidad de sus procesos de razonamiento.
Receta posible: No jugar torneos en que no se esté dispuesto a pagar el precio total por jugar con calidad. Si un evento no interesa lo suficiente para apostar todo el esfuerzo en ello, mejor ser espectador que perder partidas ganadas por errores burdos por falta de atención.
El error juvenil más común es la soberbia, demostrando la peor ignorancia, el creer que ya se sabe mucho, cuando nunca se sabe lo suficiente y realmente se ganará gracias a una serie de habilidades desarrolladas y a cometer menos errores que el contrario.
Tras obtener posiciones ganadas o simplemente satisfactorias, también se abandona el principio de hacer el máximo esfuerzo.
De la soberbia se pasa a la autocomplacencia y de ahí a la pereza. Al disminuirse el esfuerzo, se disminuye la atención y el cuidado, es cuando el error grueso aparece a la menor oportunidad que le brinda la relajación del esfuerzo. Para alcanzar las cimas, los jóvenes deben estar dispuestos a brindar siempre su mayor empeño, y no dejarse cortejar por la complacencia que da el acercarse al triunfo. Dormirse en sus laureles es el error más común de la corta edad.
En ambos casos, la pereza, la relajación es la causa común, aunque su origen sea muy diferente.
Pero a pesar de que muchos libros de ajedrez estudian los tipos y causas de errores y a pesar de que es el factor más importante en la decisión de quien gana una partida, seguimos teniendo un conocimiento muy limitado sobre el fenómeno.
Estadistas y científicos han tenido grandes errores, algunos de trascendencia histórica, y aún así hay existe investigación insuficiente sobre el tema.
Por errores perdemos la inmensa mayoría de las partidas y es el campo del ajedrez del que menos nos ocupamos. Parece más atractivo estudiar aperturas que analizar las partidas propias y estudiar concienzudamente el tipo de errores que cometemos con mayor frecuencia, las causas de que los cometamos y diseñar un programa de entrenamiento para disminuir tales causas y tratar de comete menos errores o intentar al menos erradicarlos de la mayoría de nuestras partidas.

14 sept. 2010

Cursos Especiales de Ajedrez en video, rotafolios y PDFs.


Durante las campañas que se realizan para buscar apoyos, se me pidió por parte de una federación de un país anglófono del Caríbe una serie de cursos para jugadores de entre 1800 y 2200 sobre temas de aperturas, para preparación de su equipo olímpico. Tal tarea me llevó más de tres meses de elaboración y realmente emprendí el proyecto con entusiasmo e invirtiendo tiempo y dinero, y aunque me fue bien pagado, la ganancia fue mínima. Como todo se realizó en inglés, en los acuerdos me quedé con los derechos totales en español de los cursos.
Realmente quede satisfecho con el trabajo efectuado y estuvo a tiempo para realizar el entrenamiento del equipo. Para la versión castellana sólo faltaban ajustes mínimos y terminando la olimpíada pensaba ya ofertarlos y distribuirlos en español.
Por razones políticas internas, el país que me contrató no viajará a la olimpíada y como había una provisión en el contrato, puedo yo ya promover los cursos. Estos tratan de los siguientes temas:
Ruy López variante del Cambio. (8 sesiones de hora y media).
Apertura Cuatro Caballos para ajedrecistas posicionales (6 sesiones de hora y media).
Líneas agudas contra Petroff (6 sesiones de hora y media).
Avance en la Francesa, posicional y agresiva (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Defensa India de Rey, posicional y agresiva (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Defensa Chigorin (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Defensa Pirc – Philidor (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Ataque Londres (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Ataque Loginov contra Pirc (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Alapin vs 2…d5 en la Siciliana, agresiva y posicional (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Alapin vs 2…Cf6 en la Siciliana, agresiva y posicional (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Alapin vs 2…d6 en la Siciliana, agresiva y posicional (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Alapin vs 2…g6 en la Siciliana, agresiva y posicional (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Avance contra la Carokann línea de Riga, agresiva y posicional (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Defensa Siciliana, variantes Kan, agresiva y posicional (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Defensa Siciliana, variantes Polgar, agresiva y posicional (dos paquetes de seis sesiones de hora y media cada una).
Preparación Psicológica para torneos (6 sesiones de hora y media).
El Poder dentro de ti (programa de quince días, equivale a 12 sesiones de hora y media, se maneja como dos paquetes., consiste enteramente de videos y cuadernos)
Finales de Torres . (6 sesiones de hora y media).
Cálculo de Variantes (dos paquetes de 6 sesiones de hora y media cada una).
Cada paquete de seis sesiones, incluyendo el de Ruy Lopez que es de 8, se ofertan en 40 dólares.
Contiene todo para realizar el autoestudio o enseñar la variante. Están realizados para que un entrenador instruya a un grupo de jugadores con un manual de entrenador, un manual de auto estudio, ejercicios, recopilación de partidas comentadas, antología de bibliografía de monografías, todos los artículos teóricos sobre las variantes aparecidos en CBM, Informadores, Enciclopedias y en más de diez sitios webs rusos, traducidos al inglés primero y luego al español para estas versiones castellanas.
Se envían en DVD por correo postal. Debido al tamaño de los archivos no se pueden enviar por email, aunque estoy viendo como fraccionarlos para poner enlaces de unos 100 megas, pero en algunos casos, un paquete es muy grande para ello. Pero se vería caso por caso.
Aunque hay versiones en inglés por supuesto, solo de las sesiones de finales, preparación psicológica y cálculo de variantes tengo los derechos en inglés, pero puedo ayudar a negociar con la federación contratante si a alguien le interesa la versión en inglés.

El Gran Maestro Dreev y la manera en que sus entrenadores le cambiaron la vida.

El libro de Dreev de sus 100 partidas selectas que por fin apareció en inglés, para fortuna de los que sienten que el ruso es idioma esotérico, entre sus muchas virtudes, ya que está repleto de excelentes análisis y muy ilustradores comentarios sobre sus experiencias, esta la de hacer notorio su agradecimiento a los grandes instructores que lo formaron. Hace patente que realmente tuvo mucha suerte, aunque aprovechada gracias a la comprensión de dos padres que perserveraron en que su hijo tuviera las mejores personas que influyeran en su formación como persona y ajedrecista.
El primer instructor que tuvo Dreev a los 8 años se dio cuenta de su enorme talento y además de enseñarle todo lo que pudo, supo encaminarlo para que se dirigiera a un entrenador más capacitado. Cuando Dreev tenía 10 años, Dreev tuvo que viajar con su padre 1200 kilometros solo para asistir a sesiones de tres días con Dvoretsky. Este esfuerzo de energía y dinero se hizo en varias ocasiones.
Otro jugador, de la misma ciudad, de la misma edad, con el mismo rating a los 8 años y con talento similar, Korelov, se quedó de los 8 años hasta los 14 años con el mismo entrenador, que nunca lo quiso soltar o canalizar. A los 20 años Dreev era un gran maestro y excampeón juvenil de Europa con más de 2570 de rating. Korelov a los 20 años era candidato a Maestro Nacional y un ex joven prometedor de 2210 de rating. Korelov a los 12 años tenía 2100 de rating, a los 16 2205 y cuatro años después 2210. Si bien el rating no dice todo, lo que si esta claro es que Dreev que paso por tres entrenadores de los 8 a los 14 años, logró hacerse gran maestro antes de los 20 años, mientras Korelov, con el mismo entrenador con que se topo, uno mediocre y que ni siquiera esta titulado como entrenador, que al darse cuenta del talento de su pupilo quiso colgarse de su talento, se hundió finalmente.
Korelov, después de los 25 años trabajó con otro entrenador y ahora a los 38 años está a punto de lograr el título de Maestro Internacional.

Las ventajas de la enseñanza a distancia de ajedrez.

Aunque en anteriores artículos he hablado ya de esto, déjenme comentar mis más recientes experiencias.
Mientras esta semana daba clases de ajedrez en una institución de Educación Superior de muy buen prestigio en su país, tras de años de solo dar clases via email, he llegado a la conclusión que la manera ideal de enseñar y de estudiar ajedrez es con una mezcla de ambas, de manera presencial y a distancia.
Durante más de 18 años di clases presenciales de ajedrez en la UNAM, en la ahora FES Acatlán, con apreciables éxitos tanto en alto desempeño (ocho años consecutivos campeones nacionales absolutos por equipos y más de 10 campeonatos nacionales estudiantiles) y de promoción (hubo un año record con 600 estudiantes inscritos a los cursos de ajedrez). Luego laboré en universidades privadas como La Salle, la del Valle de México y en otras públicas como la Universidad Autónoma Metropolitana y el Instituto Politécnico Nacional, así como en la Secretaría de Educación Pública capacitando a más de 400 instructores. Entre esas experiencias y otras en diversos países, junto más de 35 años de experiencias dando clases presenciales. Ahora tengo 8 años dando clases a distancia con alumnos de 18 países y de categorías que van desde sub 10, hasta 2320 de rating FIDE, así como asesoro en repertorios a jugadores que van de 2290 a 2570 de rating FIDE. Y ahora que he vuelto a dar cursos presenciales, terminó complementándolos con cursos a distancia. La razón es que muchas cosas que se pueden enseñar a distancia es casi imposible enseñarlas en clases presenciales. Esto ya lo había notado trabajando en el programa del sistema de tutores de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior, donde fui funcionario cuatro años y pude examinar, junto con verdaderos especialistas en el tema de tutores, los sistemas empleados por las 16 universidades más importantes de México que reunían el 70% del total de la matricula en educación superior del país. El modelo de tutor más exitoso es un 75% de estudio a distancia y 25% de estudio presencial. Esto en la mayoría de las carreras, pero en algunas es hasta 90% de estudio a distancia. De hecho en la URSS, se consideraba hasta un 98% a distancia, como el modelo de Botvinnik primero y el de Dvoretsky después, que sin duda son los modelos más exitosos en el ajedrez, solo equiparables al de la escuela de Riga que se desempeño exclusivamente en clases presenciales, pero por razones más de época que de otra cosa.

Clases de Ajedrez en escuelas privadas y los daños colaterales.


En un torneo abierto que pude presenciar, estuve observando lo que recomendaban en cuestión de libros algunos jugadores que laboran como instructores de ajedrez en escuelas privadas.
Además, de que como averigüe después, cobraban una importante comisión al vendedor de los libros, lo hacían sin ningún conocimiento de causa y a menudo apenas si habían hojeado el libro que recomendaban.
Desgraciadamente algunos colegios reclutan a sus profesores de actividades extracurriculares, como el ajedrez, de una manera aleatoria, sin ningún control de calidad ni averiguar si realmente saben de la materia. Lo que les preocupa es cubrir la petición de los padres y contratan a un pariente o amigo, con que sepan algo nada más sobre lo que van a enseñar. Así hay pésimos profesores de danza, teatro, oratoria, música, pintura y ajedrez.
Generalmente no duran mucho y hay un “reciclaje” constante. Los culpables son los que contratan de esa manera, pues los que aceptan el empleo o lo buscan, son algo responsables también por ofrecer algo para lo que saben no están capacitados, pero estamos muchos entre la estrechez y la vergüenza.
El caso es que muchos niños se desaniman o se desencantan del ajedrez, pues las clases mal dadas suelen ser más aburridas que las que tienen calidad. Así muchos niños potencialmente futuros ajedrecistas, tienen su primer encuentro con el ajedrez por medio de un instructor poco calificado, que no sabe alimentar su afición, y se pierde un buen prospecto.
Pero el colmo es cuando recomiendan libros. Aunque a veces es por ignorancia, pareciera que lo hacen sólo con la intención de obtener la mayor comisión sin pensar en el daño que hacen a un niño al hacerlo que estudie, por ejemplo, una monografía de aperturas, libro diseñado para jugadores de más de 200 de rating y que un pobre niño de 1000 de rating tratará de entender inútilmente, para terminar frustrado y pensando que los libros de ajedrez son horribles.
El vendedor se defiende diciendo que solo oferta buenos libros, aunque si reconoce que serán buenos de acuerdo al nivel de cada jugador. También argumenta que en algunas ocasiones, muy pocas, trata de disuadir al que desea comprar un libro inadecuado para su nivel, pero que tiene un acuerdo para no contradecir al instructor, enfrente de los padres o los niños, que recomienda al pupilo un libro. Dice que después habla en privado con los instructores y les hace sugerencias para que mejoren sus recomendaciones, pero que a veces se enfrenta a la ignorancia o la terquedad de algunos.
En una plática con él, llegamos a la conclusión que de los últimos diez libros que había vendido, sólo uno era adecuado para el comprador, los demás eran libros que en el mejor de los casos eran inútiles para los que los compraron y en el peor de los casos ocasionarían daños colaterales.

DVORETSKY Y SUS METODOS

Como ya ha sido mencionado, el MI Dvoretsky es considerado por muchos como el mejor entrenador del mundo. Su programa masivo de trabajo contiene mucha sabiduria sobre como aprender ajedrez. Aquí esta una de sus proposiciones:

Al distribuir su tiempo, un estudiante debera estar guiado por el ratio de que tan a menudo un tema bajo estudio ocurre en las partidas prácticas con la suma de tiempo requerido a dominar este tema.


Crear Conocimiento Activo es la Clave.

Conocimiento que puede ser fácilmente traducido en práctica es lo que llamamos Conocimiento Activo. La transición desde conocimiento absorbido a conocimiento aplicado es una función de entrenamiento. Entrenamiento crea Conocimiento Activo y dirige su aplicación.

A los estudiantes en los programas soviéticos de ajedrez se les da el conocimento que ellos necesitan cuando ellos lo necesitan.

Si examinamos en detalle los métodos de entrenamiento del MI Mark Dvoretsky, quien ha desarrollado un régimen revolucionario para ayudar a los jugadores a fortificar el uso de su conocimiento activo, podemos lograr un avance enorme y entender como estudiar.

PRIMERA PARTE: EL ATAQUE AL REY.

En la Unión Soviética, uno de los métodos más efectivos y más demandantes era conducir valoraciones personales fijando valores númericos a las facetas del juego propio y el juego de otros.

El valorar la fuerza general inicial es lo más fácil, ya se sea maestro o gran maestro, es cinco.

El experto de 2100 que toma aparte sus partidas, evalua cientos de decisiones importantes, gráfica su desempeño (performance) en áreas importantes y hace lo mismo con sus potenciales rivales, esta en el camino de hacerse maestro. Puede perfilar su repertorio de aperturas para lograr posiciones de mediojuego y final en las cuales él se distingue.

La situación actual del medio mexicano no provee de suficientes oportunidades de competir en Ajedrez y así valorar nuestros puntos flacos y fuertes. He aquí donde la Troyka nos puede ayudar. Analizaremos partidas y haremos decisiones que luego serán valoradas. Al mismo tiempo aprenderemos una técnica siempre útil. El ataque al Rey. Primero con el ataque al flanco rey. Por lo pronto, oniciemos con algunos fundamentos teóricos.

TEORIA DEL ATAQUE

Wilhelm Steinitz (Campeón Mundial nacido en Praga, entonces Bohemía y parte del Imperio Austro-Húngaro) fue el fundador de la teoría moderna de Ajedrez. Fue el primero en realizar un análisis crítico del juego de los maestros del pasado, y como un resultado de esto, estableció que sus ataques eran exitosos solo a causa de la pobre defensa esgrimida por los oponentes. En lugar del lema “Ataque a cualquier costo”, Steintiz propuso el concepto de que un ataque solo esta justificado si ciertas ventajas posicionales han sido logradas previamente.

El fue el primero en apuntar la importancia del juego sistemático, basado en una valoración de la posición. ”La valoración de la posición”, escribió Kotov, “Es el ingrediente mas importante en las lecciones del Primer Campeón Mundial”. “El proceso creativo de valoración recuerda al del análisis químico de la materia. Como Mendeleyev, en el campo de la química, Steinitz produjo para el Ajedrez su propia lista de “elementos posicionales” los cuales imponen su propia marca peculiar sobre cada posición. Cuando un jugador esta valorando la posición, el debe primero aislar los elementos, como un químico hace, en orden de establecer las características individuales de la posición. A partir de esta información, establece una conclusión y trata de formular un plan apropiado”.

Steinitz determinó los siguientes elementos posicionales que podían ser cristalizados en ventajas en una partida y en los cuales podemos basar nuestra valoración de la posición:

1. Ventaja de desarrollo en la apertura.
2. Control del centro.
3. Mayor movilidad de las piezas.
4. Posición débil o expuesta del rey contrario.
5. Control por las piezas mayores de las columnas abiertas; dominación de las diagonales por los alfiles.
6. Ventaja de la pareja de alfiles sobre el alfil y caballo o dos caballos.
7. Puntos débiles o complejos de casillas débiles en el campo enemigo (leucopenia , según Hans Kmoch).
8. Mejor estructura de peones.
9. Mayoría de peones en el flanco dama.

La teoría de Steinitz fue el inició de una era, descubrió y fue el parteaguas del Ajedrez moderno. Inicialmente, Steinitz tendió a predicar sus descubrimientos como “reglas incontrovertibles”. Defendió su teoría con la obsesión típica del pionero y no le importó que en su mayor parte estaba siendo contaminado con pedantería dogmática.

El antídoto a Steinitz fué el maestro ruso Mijail Chigorin. Estaba lejos Chigorin de ignorar el conocimiento teórico, pero por otra parte, mantenía que el proceso creativo del jugador de ajedrez, no permitía la representación de una “eterna” y constante formula. Los principios y las reglas no debe ser seguidas dogmáticamente, sino usadas creativamente, en armonía con los requerimientos específicos de cada posición.
Ahora, ¿Como son interpretados los “requerimientos específicos de una posición”?. Necesitamos considerar no solo las características estáticas individuales de la posición sino sus propiedades dinámicas. Si sacrificamos ciertos requerimientos posicionales, nosotros podemos obtener compensaciones en otro tipo de elementos.
Si nosotros vemos con más cuidado, las concesiones hechas al oponente cuando valoramos esos “requerimientos específicos de la posición”, de ninguna manera constituye la refutación de la teoría de Steinitz. Cuando hay un tal choque de ideas diferentes sobre el juego, la dinámica poderosa, las tácticas al filo de la navaja, juegan un importante, si no el mas importante de los papeles y consecuentemente no siempre es fácil establecer cuales concesiones posicionales pesan más.
La aplicación de este tipo de método, que es típico de la escuela soviética de Ajedrez, demanda los siguientes prerrequisitos:

1. Profunda comprensión de las minucias y detalles de una posición;
2. Conocimiento exacto y profunda comprensión de todos los principios posicionales, ya que la evaluación concreta de la posición no es sino una interpretación muy sutil y no una negación de todos los principios;
3. Una habilidad para calcular variantes con exactitud y rapidez, aunado a relacionarlas con los conceptos.
4. Creatividad y gusto del riesgo.

Puede ser valioso, en este punto, recordar la manera en que Emanuel Lasker interpretó la teoría del juego posicional diseñada por Steinitz.

De acuerdo a Steinitz, posiciones iguales se mantienen iguales con juego correcto. Cuando el balance se rompe, el jugador con la ventaja tiene la oportunidad de atacar y jugar por la victoria. Steinitz se elevó a si mismo a las alturas de un verdadero filósofo al afirmar que en tal situación, el jugador esta obligado a atacar, si no desea perder su ventaja.

La insistencia en tal “obligación” es en cierto sentido una demanda ética, la cual es extremadamente difícil de seguir, el jugador que este listo a seguirla, puede convertirse en un artista de ajedrez; el que no esta listo, no lo podra ser nunca. En términos prácticos, esta obligación implica que uno tiene que buscar una combinación que conduzca a la realización de la ventaja. Uno debe creer que la posición contiene tal posibilidad, y si, después de una búsqueda laboriosa, aún no la encuentra; ¡continúe buscando! Es posible, claro, que no se posea ninguna ventaja y que la conclusión provenga de una falsa apreciación de la posición. En este caso tiene que reapreciarse la situación.
Steinitz deseaba ayudarnos en nuestra búsqueda de conocimiento. El no solo afirmo que había que atacar cuando se poseía ventaja, sino dijo donde, el aconsejaba dirigir el ataque contra las debilidades de la posición del oponente. Sobre el punto más débil. Steinitz comparaba la posición de ajedrez con una cadena compuesta por muchos eslabones. El aconseja al atacante, quien trata de romper la cadena, hallar el eslabón más débil y concentrar sus fuerzas contra el. Si la cadena es segura, no tiene sentido buscar tal debilidad. Sin embargo, las cadenas usualmente no son completamente seguras y el maestro demuestra su calidad al hallar el eslabón de menor resistencia, por medio de cuidadoso y concentrado esfuerzo. El lo ataca entonces.

¿CÓMO ESTUDIAR AJEDREZ? (De Steinitz a Shashin) parte 1

La Escuela Soviética y las que se derivaron, la húngara, la yugoeslava y la cubana; han sido muy exitosas en la manera de difundir los conocimentos del Ajedrez para alcanzar el triunfo deportivo.

La enseñanza ajedrecística soviética se fundamentó mucho como consecuencia del famoso torneo internacional de Moscú 1925, durante el cual los científicos rusos hicieron test a varios de los competidores y publicaron un estudio parte aguas ; "La psicología del juego de Ajedrez".

Por los finales de los veintes, el ajedrez fue enseñado a cientos de miles de estudiantes en la expectativa que los proveería con valioso entrenamiento intelectual. Los instructores de ese período, como lo hacen hoy, conducían clases de ajedrez de acuerdo a un programa aprobado. Al final de cada año escolar los entrenadores de campo se reunían en congresos-seminarios con los dirigentes oficiales de nivel nacional para discutir debilidades curriculares.

Por los inicios de los sesentas, un programa muy efectivo había sido desarrollado. Sobre un período de cuatro a cinco años, estudiantes empeñosos podían esperar alcanzar el nivel de 2200 con un input semanal de una sola clase de dos horas, aderezada con unas cuatro horas de trabajo casero y otras dos o tres horas de juego práctico. Este total de ocho a nueve horas a la semana se compara favorablemente a la cantidad de tiempo que los jugadores mexicanos gastan en sus clubes y hogares "empujando madera". En la Unión Soviética, el principiante común alcanzaba el nivel "A" en un sólo año y el nivel de experto en unos cuatro años.

Los jóvenes rusos, quienes pueden o no poseer talentos naturales, son temidos en todo el mundo. Ahora que son libres de viajar a cualquier parte del mundo, observamos a centenares con nombres desconocidos y sín título que obtienen triunfos contra jugadores de Europa Occidental con título de Grandes Maestros Internacionales. Ellos parecen saber mucho y prevalecen repetidamente en finales parejos. Contrario a las apariencias, ellos pueden tener menos conocimiento que sus contrapartes occidentales. Pero el conocimiento que ellos poseen es siempre útil y profundamente insertado. Es un conocimiento ACTIVO el cual fue impartido porque era valioso en ajedrez sobre el tablero.

10 sept. 2010

Avances continuos en la metodología del ajedrez.

Con el aumento del número de ajedrecistas y su demanda de instrucción, el número de entrenadores va creciendo y se ha dado un fenómeno de comunicación entre nosotros muy especial. Continuamente nos comunicamos ideas y nos coordinamos para hacer estudios conjuntos, lo que ha ocasionado una proliferación de ideas y modificación de sistemas. Se dice que somos menos de 300 los que tenemos título de la FIDE como entrenadores, pero hay muchísimos no titulados por la FIDE, pero si por federaciones como la URSS, Alemania y Ucrania, que tienen similares capacidades. En mi base de datos email conté las direcciones que tengo de entrenadores y llega ya a 318, con lo que el volumen de correspondencia ha aumentado enormemente en 2010. Llegan libros, me piden libros, llegan archivos de partidas, me piden ejemplos de algún tema, me piden o dan una opinión, etc. A veces un grupo nos ponemos de acuerdo para pasar a Chess Base un libro en especial con versión en tres idiomas para usarlos en clase, etc. Tengo un video que hice que le han puesto ya subtítulos en cuatro idiomas para pasarlos en escuelas tan lejanas como Irkutsk. Hay uno que se ha visto en la Patagonia, La Habana y en Angola.
Sugerencias de nuevos métodos llegan todos los días, lo mismo que videos de al menos 40 maestros diferentes, aunque se parecen muchos unos a otros. A veces ya es necesario ser conservador y desechar tras mirada superficial el meterse en novedades, pues se necesitaría un comité especializado para examinar todas las propuestas. Prácticamente nos dividimos el trabajo entre unas 10 personas y calificamos todo por mayoría de votos, para decidir que profundizar. Pero un nuevo método tarda así como un promedio de seis meses para ser considerado.
Lo mismo pasa con los libros. Cuando pienso en que libro comentaré para inforchess, me enfrentó siempre a una docena de candidatos. Esta semana me llegaron unos 18 muy buenos que no conocía. Apenas tengo tiempo para revisarlos rápidamente, aunque hay 3 que seguramente leeré profundamente. No se cual de ellos elegir para mi crónica. Feliz problema el que es causado por la abundancia de libros, no por la pobreza de elementos.

Atásquense, que hay lodo.

Hay promesas de grandes eventos en este bicentenario, con fuertes sumas para traer a las luminarias del ajedrez y romper una gran piñata con miles de ajedreces de regalo y hacer un gran circo de ajedrez. En eventos de un día, como los planeados para la primera quincena de octubre, se gastarían 7 millones de pesos para hacer otra raya en el agua como la de las megasimultaneas del zócalo, que siempre desean repetir los que participaron en esas piñatas jurando que ahora si no permitirán que los “outsiders” al medio ajedrecístico no se lleven la mayor parte de la colación. Hay que traer un día a la Kosteniuk, a Kasparov o a Spassky, parece ser la consigna. Hacer algo de ajedrez que dure más de un día no interesa si no se oye la campana de la registradora. ¿Ajedrez en las escuelas? Eso no deja, hay muchos controles de contabilidad, mucho pastel pero muchos en la repartición. Mejor algo en lo cortito, con gente de confianza, que reciba 10 y firme 20, total, nada más hay que mostrar una sonrisa, contratar a unos cuantos, darles atole con el dedo a los disidentes y romper la piñata. Total de 2000 millones para celebraciones, ¿Qué son 7 para el ajedrez? Más se lo gastan en un desayuno de polacos. Ahora es cuando sacarle jugó al sacrificio por la comunidad ajedrecística. Lo malo es que hay Internet y transparencia para ciertas cosas. Y las moscas son lo primero que se ve.

Campaña política de ajedrez en América.



El actual presidente de la FIDE tiene su principal bastión en la América Nuestra, pues una buena cantidad de votantes de este Continente van con el A.I. Jorge Vega Fernández que lo apoya.
Desde 1975, cuando la FIDE tenia vicepresidencias continentales, ya Vega Fernández era el máximo dirigente del ajedrez panamericano. En ese año brindó un gran apoyo al ajedrez mexicano, gracias a lo cual México realizó su primer torneo internacional en 40 años.
Combatiente de la Revolución Cubana desde su inicio, Vega Fernández fue cercano colaborador de Fidel Castro Ruz, Ernesto “Che” Guevara y Camilo Cienfuegos. Al triunfo de la Revolución le tocó luego tener un papel importante en la Crisis de Octubre como virtual jefe de Estado de Mayor del “Che” en Pinar del Río. Posteriormente fue enviado a prepararse en administración en universidades prestigiosas europeas y luego, durante diez años, de 1972 a 1982, fue el amo absoluto del ajedrez cubano donde fue el motor principal para la producción de jugadores de máxima calidad y para que Cuba fuera factor primordial del desarrollo del ajedrez iberoamericano. Gracias a la apertura que Vega hizo de los eventos Capablanca in Memoriam a los jugadores de América fue posible que los más talentosos jóvenes de este continente adquirieran títulos internacionales, pues antes de Vega era casi imposible participar para ellos en torneos internacionales.
En la lucha política despiadada que por el control del ajedrez cubano tuvo con el también personaje de la Revolución, Luis Maas Martín, que terminó con el enorme desgaste de ambos; para 1985 tanto Vega como Maas Martin, habían sido desplazados de la política cubana, salió muy dañado, y Vega hubo de continuar su carrera en FIDE desde México. El apoyo de Florencio Campomanes, Presidente de FIDE que mucho debía de su elección a Vega y al apoyo que como Comisionado de Ajedrez en Cuba y líder moral del ajedrez en la zona más grande, en número de votos de FIDE, la de Centroamérica y del Caríbe, que aportaba más de 20 votos, le permitió reinsertarse en la política de la FIDE. Luego Vega aumenta su influencia a Sudamérica, gracias a la amplia experiencia adquirida como funcionario de Castro y trabajando en la campaña de Campomanes, hasta controlar casi cuarenta votos.
A la salida de Campomanes de la presidencia, colaboró con el sucesor designado, actual Presidente de la FIDE, y ahora se ha convertido en el pilar básico para las reelecciones continuas de este.
Con 38 años de experiencia en la cúpula de FIDE y con la disciplina forjada en su militancia comunista y la preparación que el gobierno revolucionario le facillitó, además de un gran talento político, realmente Vega es el activo más importante de la campaña por la reelección. Desde hace muchos años la presencia de FIDE en Iberoamérica tiene un nombre: Jorge Vega Fernández.
Todo lo que ha hecho la FIDE en una treintena de años en este continente ha estado influenciado por la presencia de este personaje y la elección de este año es una especie de juicio para esta gestión. Muchos dirigentes quizás no conozcan la larga historia de Vega en apoyo del ajedrez iberoamericano, pero es casi seguro que los jugadores si lo ignoren. Si la votación en América fuera por jugadores y no por dirigentes, seguramente sería derrotado contundentemente. Pero la democracia no existe en FIDE y es por voto representativo, que tiene muchas desventajas, pues a veces la posición de votante se logra en procesos más amañados aún. Pero también posibilita que se respete la trayectoria. Vega la tiene amplia y reconocida trayectoria por la mayoría de los votantes por las federaciones americanas.
Cuando leo las promesas de campaña de Karpov, uno piensa porque en sus casi sesenta años de vida Anatoly Evguenevich no hizo antes lo que promete ahora, ya que para mucho de ello no necesitaba ser Presidente FIDE, sino bastaba con crear una Fundación como la que han formado algunos promotores del ajedrez.
Recientemente estuve examinando los archivos sobre Korchnoi de los expedientes antes secretos de la KGB y que han ido siendo abiertos a raíz de la “transparencia” histórica que presume Rusia. Si bien Karpov con razón puede afirmar que la FIDE ha sido por décadas un sitio de intrigas y clara antidemocracia, no puede negar su amplio conocimiento y experiencia en estos campos.
Cualquiera que se atreva a dar un análisis crítico de lo que es la organización de la democracia en FIDE corre el peligro de ser tomado como anarquista, por lo poco que puede decir positivo del sistema de gobierno de cualquier organización deportiva nacional o internacional. Estamos como en la “Isla de los Pingüinos”, no hay sistema de gobierno enteramente satisfactorio para todos, por lo que todos somos potencialmente anarquistas.
Aunque actualmente ningún ajedrecista mexicano tiene voz o voto para decidir quien será el Presidente de FIDE y el de FIDE América, ninguno; si por necesidad tuviera que dar un opinión, me tendría que inclinar por Vega, no sólo porque mas vale lo conocido que la incertidumbre, aunque el espíritu aventurero por ahí lo empuje a uno, sino también la certeza de que si a alguien en FIDE el ajedrez en México le debe algo es a Vega Fernández.
Karpov y Kasparov han visitado México y, excepto por la visita de Karpov en 1972, siempre han cobrado buenas sumas, muchas veces en combinación con funcionarios no muy conocedores del ajedrez pero si de los métodos de “pan y circo” y “de la obra, sobra”. Así que las promesas de donar dinero al ajedrez mexicano es una abierta compra de votos con cheques ficticios. Si tanto quieren dar al ajedrez mexicano ¿porqué no lo hicieron antes, si han tenido décadas para hacerlo? Bastaba porque hubieran cobrado un poco menos o hacerlo de manera más transparente, hubieran evitado que tantos ganarán tanto de manera no muy clara en sus visitas anteriores. Bastaba con que dijeran exactamente cuanto cobraron, y de cuanto firmaron recibos, para que en la diferencia veamos la brecha de su realidad y sus promesas.
Ya los heraldos de Karpov están en México buscando agendar a Kasparov reuniones con dirigentes para obligar a cambiar el voto de México o, sobre todo, se desconozca lo de miembro honorario de Kirzán.
Aparte de que se presume de que vendrán en noviembre en otra visita de alto rendimiento “económico” para todos los afortunados y vergonzantes involucrados, para la “piñata” pre-navideña; a unos días de las elecciones en FIDE se puede dar una visita de Kasparov para intentar repetir el lance que realizó en Argentina. Difícil de que se repita pero “son esos lances los que dan fama”. El caso es que la popularidad de Kasparov ha aumentado mucho entre los jugadores, siempre descontentos con sus voraces dirigentes y esto es lo que seguro cosechará finalmente Kasparov.
Lo que está claro es que cada Federación de ajedrez de América o más bien cada medio ajedrecístico, que no es lo mismo, está totalmente dividido y habrá una que otra caída ruidosa de dirigentes, para, al menos temporalmente, deteriorarse más el ajedrez en nuestros países. Es natural que en este año de bicentenarios libertarios en toda América hispana haya una renovada ansia de cambios, el que sea, por lo que es natural de pensar que gane quien gane, las cosas no durarán mucho tiempo sólidas. Se acerca la tormenta.

7 sept. 2010

La experiencia del GM Dreev, apuntes de ajedrez notables.


Unos entrenadores rusos me mandaron una colección de notas del entrenador Alexandr Filipenko, quien trabajo mucho tiempo con el GM Dreev y de quien me había hablado el propio Dreev cuando lo conocí en Mérida en Diciembre de 2003. La manera en que Dreev trabajó con Dvoretsky y con Filipenko me interesaba mucho, ya que Dreev era el ejemplo vivo de las contradicciones del tratamiento de jugadores talentosos en los años finales de la URSS.
Si bien el padre de Dreev ha publicado libros interesantes sobre entrenamientos, no fue el entrenador de su hijo, sino más bien fue después de que su hijo alcanzó la excelencia que el padre y la madre decidieron dedicarse a ser entrenadores. Dreev relata en la breve pero interesantísima autobiografía que publica en su libro de “100 partidas” que se publicó en ruso y en inglés, todos los avatares que vivió, a veces apoyado y otras boicoteado por las organizaciones del ajedrez de la URSS. Por un lado una organización lo apoyaba en viajes y torneos, incluso cuando Dreev tenía que viajar cientos de kilómetros para trabajar con Dvoretsky, quien al comenzar su labor de entrenamiento le prometió: “Te haré campeón mundial”, cosa que cumplió. Dreev era contratado periódicamente para dar simultaneas desde niño, y ya los 10 años ganaba más dinero que su padre trabajando como ingeniero metalúrgico. Pero luego, cuando estaba a punto de ser campeón juvenil de Europa, no le otorgaron permiso para mudarse a Moscú y trabajar más cercanamente con Dvoretsky. Luego, su apoyo ecónomico se fue para abajo por sorpresa, y ya no le permitieron jugar fuera de la URSS; se vió obligado para sobrevivir a entrar al ejército, donde no le dieron ningún privilegio y tuvo que pasar los trabajos de un soldado de línea. Antes de ser campeón juvenil de Europa , debido a inasistencias a la escuela a causa de los torneos internacionales, a punto estuvieron de ser sancionados sus padres por que Dreev no seguía bien sus estudios. Ya con el triunfo cambiaron mucho las autoridades con él, pero después, por un período de dos años parece ser que la KGB le tenía puesto el ojo y fue cuando no lo dejaron competir fuera de la URSS.
Lo que si se, es que su preparación en el ajedrez fue de excelencia, requirió mucho de sacrificarse viajando cientos de kilómetros para estudiar con los maestros de calidad, convencerlos, e inclusive compaginarlos.
Dreev comenta que la desventaja de los métodos de Dvoretsky es que no le dan importancia a las aperturas, lo que reconoce el mismo Dvoretsky, y que cuando un jugador llega a Maestro Internacional o más arriba, se hace ya importante trabajar duramente en ese aspecto, no antes; pero entonces hay que buscar un entrenador especialista en eso, por lo que necesito apoyarse en Filipenko, por la propia recomendación de Dvoretsky. Así que ya como GM, se va haciendo de un equipo de entrenadores. Así hizo Lazlo Polgar con sus hijas, les formó un equipo de entrenadores que trabajaban cada uno diversos aspectos del ajedrez. Un entrenador de aperturas, otro de Finales, otro de combinaciones, otro de juego posicional, etc.
Muchos pasaron a entrenar a las Polgar de una manera u otra. Desde Szabo, Benko e incluso alguna vez Fischer, jugaron con las talentosas Polgar.
Las notas de Filipenko tratan de una metodología para el estudio de las aperturas que aplicó con Dreev y otros grandes maestros y me parece muy adecuado para ser usado en cursos a distancia, ya que cada vez me solicitan que prepare a jugadores en aperturas. Mis cursos tienen mucha influencia soviética y de Dvoretsky, por lo que no doy mucho énfasis a las aperturas, sobre todo con jugadores de menos de 1900 de rating, pero siguiendo las recomendaciones de algunos entrenadores, el añadir la metodología de Filipenko puedo dar un apoyo significativo en aperturas también, sin demandar mucho del precioso tiempo que mis estudiantes dedican al ajedrez.
Normalmente cuando preparaba a un jugador para un evento internacional muy especial, si me dedicaba a trabajar en aperturas, pero en las otras situaciones, prefiero aprovechar el tiempo en hacer comprender el ajedrez y no mostrar variantes a ser memorizadas. Giplsis decía que antes de participar en eventos internacionales a la apertura había que dedicarle una quinta parte del tiempo, pero al pasar a nivel internacional había que dedicarle el 70% del tiempo. Filipenko esta de acuerdo y señala una metodología para hacerlo. Ya escribiré más sobre el tema.

Escolaridad en Ajedrez.


En un comentario sobre una partida del GM Unzicker, el entrenador emerito Suhin decía que Unzicker había cometido un error burdo y que esto era atribuible a la poca escolaridad ajedrecística de Unzicker, que era comprensible pues en la Alemania de la juventud de Unzicker era difícil obtener una buena enseñanza de ajedrez y la mayor parte de los conocimientos y habilidades de este talentoso gran maestro alemán habían sido autodidactas.
Realmente me llamó mucho la atención el comentario, pues muchas veces he pensado lo mismo de muchos maestros, que juegan muy bien algunas facetas del ajedrez, las más de las veces consecuencia de un enorme talento natural, fuerte gusto por el ajedrez e intensa práctica, pero que tienen una técnica muy deficiente, muy poco propia de un jugador de primera fuerza. Son jugadores sin mucho estudio teórico, logrados a base de dedicarle horas y horas a la práctica del ajedrez, pero no una práctica deliberada y sistemática, sino aleatoria, juegan partidas y partidas, pero sin un plan de entrenamiento ni un objetivo premeditado. Son maestros que si hubieran tenido el privilegio de recibir una enseñanza sistemática del ajedrez en sus años juveniles serían grandes maestros de excelencia.
Si Unzicker hubiera tenido las facilidades de contar con entrenadores del tipo de Romanovsky, Rabinovitch, Kan o Levenfish, como las tuvieron jugadores de su generación como Geller, Smylov, Bronstein y Boleslavky; hubiera sido uno de los diez mejores jugadores del mundo como los citados maestros formados por la escuela de la URSS, pues no tenía ni menos talento, ni menos vocación y dedicación que los citados.
Cuando comencé a jugar ajedrez, me encontré con una biblioteca familiar en que abundaban libros de Lasker, Capablanca, Reti y Tartakover en español y una gran cantidad de libros en inglés de Reuben Fine, Reshevsky, Chernev y otros. Ni siquiera sabía que había torneos de ajedrez en México y pensaba, por colecciones de revistas British Chess Magazine y “El Ajedrez Americano” que los torneos o eran internacionales o cosa del pasado, pues todas las revistas y libros eran editados 30 años antes, no había ninguno reciente.
Entonces comencé a estudiar sin más guía que la que me dio el hermano de mi mamá, el General Vargas Arreola: “Estudia los libros de los campeones mundiales, Lasker, Capablanca y Alekhine”. Pasaron así dos años, hasta que jugué mi primer torneo a los 13 años y el juez del evento, amigo de mi abuelo, el Maestro Alejandro Baéz me comentaba que tenía un repertorio de aperturas y una manera de jugar de los años 30 del siglo XX. Claro, pues así eran mis libros. Como había estudiado mucho, aunque sin jugar torneos, pronto superé a los de mi generación y en uno de mis primeros torneos, sin cumplir los 14 años vencí al Campeón del D.F. en ese momento, José Joaquin Araíza Muñoz (hijo mayor del Corl. Araíza y que una década antes había representado a México en un Mundial Juvenil) y al del año anterior, Raúl Solórzano, con quien había entablado en unas simultáneas que dio en mi escuela secundaria 5 meses antes. De repente ya era maestro nacional, pero no estaba consciente de mis muchas lagunas “académicas” del ajedrez. De eso me hizo consciente el Maestro Alejandro Meylán, cubano emigrante en camino a los Estados Unidos que residió algunos meses en México y que dos décadas antes mantuvo fuerte amistad con mi abuelo. Meylán, aunque tampoco había tenido al principio una base de escolaridad de ajedrez, su contacto con jugadores muy preparados y de la influencia de Capablanca, ya había estado en contacto con entrenadores como Antoshin y Shamkovich, y estaba consciente de la importancia de la preparación técnica y tuvo a bien darme algunas clases basándose en unos manuales soviéticos de Antoshin traducidos al español e impresos en mimeógrafo, así como algunas notas personales que había tomado de Shamkovich. Así realice mi primer contacto con la escuela soviética. Después decidí estudiar ruso y ya para los 15 años era avído lector de cuanta literatura ajedrecística rusa caía en mis manos, lo mismo que las obras menores de Tolstoi, Pasternak, Puskhin y Chejov, que no habían sido traducidas al español, pues las principales las conocía en su versión castellana.
Pero al principio encontraba las jugadas y ganaba partidas hasta llegar a participar en torneos internacionales, sin tener una metodología y solo a base de talento natural, mucha experiencia práctica.
Pero cuando decidí dar clases de ajedrez por necesidades económicas, era difícil transmitir como jugar bien ajedrez, si no tenía una definida metodología. Pasaron años para que yo adquiriese tal metodología y sistemas, para adquirir esa escolaridad ajedrecística que me faltaba. Conforme lo iba logrando, con más facilidad enseñaba ajedrez, lograba que se superaban mis alumnos y jugaba y entendía mejor el ajedrez.
La gran mayoría de jugadores de nuestra América pasan por caminos similares. Juegan bien, a nivel internacional, pero su falta de escolaridad ajedecística tarde o temprano los frena. Si dan clases, no logran transmitir la forma de jugar a sus alumnos, pues juegan más por talento que por conocimiento, sin metodología y no pueden enseñar métodos, solo transmitir experiencias. No han realizado práctica deliberada y sistemática, por lo que las horas de entrenamiento no se optimizan y deficiencias que pudieron ser corregidas en 10 horas de entrenamiento de práctica deliberada, los subsanan tras 50 horas de práctica aleatoria.
Todo por falta de escuelas de ajedrez y de entrenadores preparados. Siendo el talento un factor de excelencia que hay que unir a una metodología y una práctica deliberada, en la mayoría de los casos citados es el factor único, o al menos el principal, mientras que en la URSS era solo un 10% de los componentes del éxito.
Asi se pueden observar jugadores que a los 15 años son talentosos, con unos 2100 de rating y a los 20 años ya no son tan impresionantes, con unos 2200, cuando lo normal es que en esos 5 años, de los 15 a los 20 hubieran podido pasar de 2100 a 2400 por lo menos.
La mayoría de los grandes maestros tuvieron sus grandes influencias, como Najdorf, Reti, Trifunovic y Grau de Tartakover, Chigorin de Schiffers, Vera Menchik de Maroczy, lo mismo que Szabo y Barcza; Parma de Trifunovic, Dvoretsky de Roshal, Tal, Gipslis, Lanka de Koblentz, Araiza y Camarena de Kostich, Pomar de Alekhine, y las decenas de grandes maestros de las escuelas de la URSS, de Yugoeslavia, de Hungría, Checoeslovaquia, Polonia, Bulgaria y Cuba.
Con más de 80 años de existencia de manuales curriculares de ajedrez, la falta de escolaridad de ajedrez debiera ser ya fácil de subsanar. En todos los idiomas se han traducido de una manera u otra los manuales soviéticos y ahora la FIDE, a través de su Comisión de Trainers FIDE, está distribuyendo Syllabus de cursos que se recomiendan se brinde a los jugadores. Así la época en que un buen jugador “natural” daba cursos sin metodología , con poco impacto en la superación de sus alumnos, pasará al pasado definitivamente.

1 sept. 2010

De jugador a instructor de ajedrez.




La demanda por instructores de ajedrez crece rápidamente, incluso más que el número de escuelas. Cada vez más están conscientes los dirigentes de escuelas privadas y públicas de los beneficios que la práctica organizada del ajedrez puede traer a sus escuelas y buscan instructores de ajedrez.
A muchos jugadores, que ni siquiera habían pensado alguna vez en ser instructores, de repente les llega una oferta de un amigo o familiar para que den clases de ajedrez y tengan un ingreso extra.
O por las crisis de desempleo, muchos jugadores deciden buscar trabajo visistando decenas de escuelas y por la pura ley de probabilidades, a pesar de no tener antecedentes como instructor, logran ser contratados.
En los dos casos el potencial instructor corre un gran riesgo. Ese trabajo puede convertirse en una verdadera tortura si no lo realizan con preparación y bien pertrechados para ello.
Muchos ajedrecistas ya están en la situación de que laboran en una escuela y se enfrentan a problemas que les parece muy difícil de resolver.
Cada problema a que se enfrentan ya ha sido enfrentado y solucionado muchas veces por instructores muy bien preparados y en lugar de tratar de romperse la cabeza descubriendo la pólvora, ¿Porqué no aprovechar los modelos exitosos? ¿Porqué no aprovechar las experiencias de miles de instructores rusos adquiridas durante más de 80 años ? ¿Porqué no aprovechar la experiencia de decenas de países europeos? ¿Porqué no aprovechar la experiencia de 30 años en México?
Y además ¿Por qué no aprovechar el material didáctico creado a lo largo de años y puesto al día de la informática?
Pero si prefiere gastarse cientos de dólares en libros y seguir trabajando sufriendo, improvisando. Pues como va y siga.
Si quiere ahorrarse mucho dinero y sufrimientos, busque un “coach”. El más barato y el mejor, cuando menos en el barrio. Le ofrezco instrucción y todo el armamento para que conquiste su castillo.

Un buen instructor de ajedrez y sus elementos.



Hay ciudades como la Ciudad de México y la de Los Angeles que, por su enorme población, tienen miles de escuelas de educación básica. Los directivos de tales planteles en buen número reconocen que el ajedrez es una actividad muy importante para apoyar el desarrollo integral de sus estudiantes. Sin embargo muchos están desorientados respecto a como introducir la práctica organizada del ajedrez. Supongamos que de 3000 escuelas existentes en una ciudad, un uno por ciento estuviesen decididas a colocar el ajedrez dentro de sus actividades extracurriculares. Entonces 30 escuelas requerirían de los servicios de profesores para llevar a cabo esa tarea. Muchos recurrirán a contratar a algún conocido que sepan que juega ajedrez bien, puede ser un exalumno, o inclusive un familiar. Seguramente más del 50% de esas escuelas optarán por esa solución. Sus profesores de ajedrez entonces serán personas que jamás han dado clases de ajedrez y carecen de preparación para ello. Si para entrenadores que han sido adiestrados para ello no es fácil realizar la labor de conducir la práctica organizada del ajedrez, es de suponer que para alguien novato en esa tarea puede ser una tortura. Si un profesor de ese nivel atiende, digamos, unos 100 alumnos, es posible que su mala actuación conduzca a que más de 90 alumnos se desencanten y solo aprendan a mal mover las piezas y ya no se interesen más por el ajedrez.
De donde podrían salir decenas de ajedrecistas, solo diez continuarán, más o menos, a seguir jugando.
En una entidad federativa de México se hizo, desde hace unos dos años, una fuerte inversión para capacitar a decenas de profesores de educación básica para que condujeran la práctica organizada del ajedrez en sus escuelas. Con más o menos buena intención los directivos sindicales abordaron la tarea contratando a algunos miembros de su sindicato para averiguar como preparar a sus compañeros profesores. Su tarea fue aleatoria, guiada por la suerte y no por el conocimiento. Obtuvieron información aquí y allá, sin tomar en cuenta las experiencias de la historia del desarrollo del ajedrez en países como la URSS, Cuba, Estados Unidos, España o Alemania. Crearon un modelo francamente defectuoso y lo echaron a andar. Realizaron muchos cursos y más o menos prepararon algunos profesores. Pero no previeron muchas situaciones como dotar de material didáctico y planes de trabajo a los profesores. Agotaron presupuestos y finalmente solicitaron más a las autoridades. Para su mala suerte, los que otorgaban los presupuestos adicionales no eran los mismos que los que les encomendaron la tarea y entre estas diferentes autoridades había quienes tenían contacto con organizadores e instructores profesionales de ajedrez. Pidieron la opinión de estos y tras un estudio concluyeron que los fondos se habían usado de manera poco racional y que los resultados por fuerza eran deficientes pues todo el proyecto era deficiente. Ahora el asunto ya entra en instancias que analizan si fue caso de corrupción o de simple ignorancia. Lo curioso es que las personas que llevaron a cabo este proyecto piloto ni siquiera están enterados de que se considera fracasada su gestión, incluso ignoran que se les estuvo evaluando y andan aún con grandes planes y esperanzas en algo que puede convertirse en una verdadera pesadilla. Mientras no se investigue con más profundidad y se llegue a la conclusión de que obraron con buena fe o con intenciones aviesas no se hará público el asunto. Se da tanta importancia por el enorme presupuesto empleado que supera en mucho a lo que la Federación Internacional dio en apoyo al desarrollo del ajedrez a países del CACDEC en varios años.
Ahora un proyecto piloto puede tener como consecuencia que otras autoridades vean con desconfianza todo lo que tenga que ver con ajedrez.
Los culpables son las autoridades por tratar con ligereza el asunto y convertir la tarea en un nicho político para los amigos en lugar de buscar el apoyo de personal preparado y experimentado en ese tipo de tareas.
Pero este relato se repite prácticamente con muchas áreas de las tareas educativas del país, no sólo con el ajedrez. Ahora están investigando que pasa con otras actividades extracurriculares como el teatro, la danza, etc. Pero debiera hacerse con matemáticas, biología, etc. Incluso con la historia, en este año del bicentenario.
Si a los instructores no se les prepara bien, con personal profesional y no se les dan los elementos adecuados, como todo el material didáctico; no se les estimula y motiva periódicamente, esperar una gestión exitosa es un sueño guajiro. En ajedrez y en cualquier disciplina.