28 jun. 2010

Suplica de un padre afligido. Corran la voz


Recibi un correo con esta peticion y solicito la ayuda de todos.
HOLA HERMANOS NECESITO DE SU AYUDA, EL DIA DE HOY SE PERDIO MI HIJA Y ME ESTOY MURIENDO ,LES MANDO LA FOTO PARA QUE SI ES POSIBLE ME AYUDEN A MANDARLA A TODA LA GENTE QUE PUEDAN ,POR PIEDAD SE LOS SUPLICO AYUDENME JAMAS LOS HE MOLESTADO POR FAVOR NO SE QUE DECIRLES MI HIJA SE LLAMA MIÀ GUADALUPE AVILA LOPEZ DESAPARECIO DEL PORTON DE MI CASA ENTRE LAS 12 Y UNA DE LA TARDE UNOS VECINOS ME DIJERON QUE VIERON A UNA NIÑA CON LAS CARACTERISTICAS DE MI HIJA, LLEVABA PANTS VERDE OLIVO, UNA PLAYERA BLANCA, UN ZAPATITOS DE METER CROKS BLANCOS CABELLO SUELTO, TEZ MORENA CLARA, OJOS CAFE OSCURO, BOCA CHICA, NARIZ PEQUEÑA CON LAS NARINAS UN POCO SALIDAS, ENTRE LA OREJA Y CUELLO TIENE UN LUNAR REDONDO CAFE CHIQUITO TIENE 3 AÑOS.
NO. DE AVERIGUACION EN LA PROCURADURIA DE MORELOS ES SC01/5774/2009 EL DIRECTOR DE AVERIGUACIONES Y QUEJAS ES RUFINO VARGAS BRITO Y EL AGENTE JOSE LUIS SI ALGUIEN CONOCE AL PROCURADOR AYUDEME PARA QUE SE DEN PRISA EN BUSCARLA.
Y ALGUIEN TIENE ALGUN CONTACTO CON ALGUNA TELEVISORA PARA PRESENTAR SU FOTO POR FAVOR PASELA.
HERMANOS SE LOS SUPLICO AYUDENME ESTOY PEGANDO FOTOS POR TODOS LADOS ,LAS PRIMERAS 48 HORAS SON DECISIVAS GRACIAS Y DISCULPEN QUE LOS HAYA MOLESTADO ,LOS AMO TAMBIEN ME AYUDARIA MUCHO QUE ORARAN POR MI NIÑA PARA QUE APAREZCA, MANDEN POR FAVOR TANTOS E-MAIL COMO PUEDAN .
SE LOS JURO YO NO LE HAGO DAÑO A NADIE ,DISCULPEN DIOS LOS BENDICE.
ROSS
CEL 0457777901427 O AL CEL. 0457772123878
P.D. ANEXO FOTO

Las redes de ajedrecistas y los nuevos métodos para entrenar ajedrez.

La riqueza del Internet estriba en las enormes redes de cooperación que se pueden integrar. En el ajedrez, donde a veces conocemos a personas por más de tres décadas, pero que a la distancia podíamos antes comunicarnos poco, y sólo nos veíamos en los torneos internacionales y reanudábamos viejos contactos; se estrechan ahora las relaciones gracias al internet y se integran redes sociales poderosísimas.
El intercambio de material bibliográfico, donde intercambiamos por la red miles de libros de ajedrez y cientos de programas informáticos, ha ido creciendo de manera increíble hace apenas una década.
También se ha convertido en un modo de autoempleo, pues en diversos países se escanean libros y documentos y se venden a precios muy económicos, pensando que en la venta del volumen se pagará el trabajo de recopilación y escaneo.
Nada más en 2010 se pueden contar en más de 200 gigas la información que una red de amigos hemos construido de diversas formas, a veces con intercambios, a veces comprando material, a veces revendiéndolo o haciendo todo tipo de permutas, participando en foros de internet en 18 idiomas diferentes, buscando material que no se haya obtenido antes. 200 gigas que pueden ser más de 30 000 libros o revistas de ajedrez, haciendo ahora titánica la tarea de clasificación. Cada día se agregan uno o dos nuevos interesados en intercambiar archivos de todo tipo.
Las redes no solo sirven para intercambiar o recopilar material, también para intercambiar ideas y experiencias. Se han reunido más de 1200 expedientes de alumnos de 24 entrenadores de 6 países, analizando y opinando que sistemas han funcionado, que programas informáticos han funcionado; que planes de acondicionamiento físico, alimentación y preparación psicológica. Estos 1200 (1327 para ser exactos) se han comparado con una enorme base de datos de 12 300 estudiantes de ajedrez en la URSS de las escuelas del entonces Leningrado y sus alrededores. Así se han compendiado experiencias de 1327 estudiantes de entre 2000 y 2010, con otros 12 300 de 1985 a 1992; además de que estamos por organizar los expedientes de 6500 alumnos más de entre 1980 y 1984; así como buscando como integrar más entrenadores con sus experiencias, sobre todo de los años entre 1992 y 2000, para ver que impacto tuvieron las computadoras.
Hasta ahora tenemos diseñado un plan de estudios usando básicamente la computadora y 18 programas básicos de computo diseñados entre 2007 y 2010; y con alumnos que han seguido ese sistema desde enero de 2010, hemos encontrado resultados sorprendentes. Ese sistema lo he aplicado con doce alumnos de diversas edades, el menor de 10 años y el mayor de 75, y que andaban entre 1200 y 1800 de rating y es sorprendente el avance. En Moldavia, uno de los entrenadores de la red, que es MI y FIDE Trainer como yo, probó un sistema paralelo con jugadores de entre 25 y 40 años, de más de 2000 de rating y han progresado de manera impresionante.
Prácticamente podemos asegurar que con los textos adecuados (que ya están traducidos a tres idiomas, ruso, español y rumano), además de una colección de programas de computo, plan de acondicionamiento físico y alimentación y un programa de psicología aplicada, en un año podemos hacer que un jugador que participa en competencias continuas, de entre 14 y 45 años eleve su rating una categoría completa (200 puntos de rating) cuando menos y en algunos casos hasta 300 puntos de rating.
Necesitamos más personas que se interesen por intentar este sistema aun experimental. Estén dispuestas a emplear diez horas a la semana y 52 semanas, además de pagar los costos (que incluyen toda la bibliografía y software), que serían de unos 100 dólares iniciales, además de un aporte por éxito, o sea si se logra la meta de avance 200 puntos, de otros 100 dólares. En total 200 dólares en un año, para mayores de 30 años, o 70 dólares iniciales y un aporte de éxito de otros 50 dólares, para menores de 30 años.
Se puede hacer en dos pagos el monto inicial y en otros dos el de éxito.
Requisito básico, tener aceptables conocimientos de computadora, de Windows y de Chess Base.
Si algún entrenador, no jugador, quiere conocer el sistema, el costo es de 180 dólares, en tres pagos, debe comprometerse a enviar copias de cinco expedientes al final del año.

Hay Jorge Vega Fernandez para Rato

Interesantes las observaciones del buen amigo AI Jorge Vega Fernández, Presidente para América de FIDE y que se enfila para una facil reelección. El conteo que hace de los votos de América, más de 30, que van en su gran mayoría, casi 5 a 1, para el actual Presidente de FIDE, seguramente es el anuncio de una muerte anticipada de las aspiraciones de Karpov para ganar la FIDE. Karpov tendrá apoyo de los jugadores, pero de los directivos de las Federaciones Nacionales que opinan muy diferente a los jugadores "fuertes" va para apoyar al Presidente de FIDE que seguramente logrará 2 decadas al mando de la organización internacional. Los federativos van mas a la segura con los mandos actuales y no gustan de las "innovaciones" que ven más por los jugadores que por los organizadores. Lo malo es que Vega Fernández no incluye ni remotamente a un mexicano en su esquema de trabajo, a pesar de residir aqui. ¿Tal vez considere que no hay ningun directivo mexicano interesado en sus proyectos? Aunque fuentes cercanas a Karpov aseguran que México es voto muy seguro para Vega y el status actual de la FIDE, y que no han necesitado ofrecer nada a cambio por el apoyo. Al menos debieran darle a un pais de 100 millones de habitantes alguna vocalía suplente, aunque una vez hubo un mexicano en la Presidencia de América y ni se notó. Mucho han de vivir quienes vean un cambio en la FIDE, pues los puestos ahi duran veinte años

21 jun. 2010

La Revista “64” la mejor de Ajedrez en el mundo, a más de la mitad.





El título parece extraño, pero ahora lo explico. La revista rusa “64” fue fundada en 1968, en su segunda época, ya que en los años 20 del siglo XX apareció durante unos cuatro años. Pero en su segunda época, ya ha llegado, en junio de 2010 a 1112 ejemplares. De 1968 a 1979, publicándose con 16 páginas, era semanal y alcanzó así el número 599. Pero luego de 1980, el número 600, de enero de 1980, inauguro el formato de revista de 32 páginas, con portada y contraportada, lo que lo hacía en efecto de 36 páginas. La publicación, a partir del número 600 sería mensual, en lugar de semanal o 52 números al año, se convertirían en 12 números, aunque casi al doble de tamaño que las ediciones semanales del 64. Ya para el año 2001 las páginas de la revista eran 64 y para 2010 las páginas eran 100, incluyendo la portada.
¿Y porqué dije que “más de la mitad”? Porqué unos amigos y yo nos pusimos el objetivo de digitalizar los más de 1110 ejemplares, ponerlos en PDF y luego hacer una antología de los mejores artículos de esos 1110 ejemplares, desde 1968 hasta junio de 2010. Como cada número tenía al menos una sección que le llamaban “Maestría” o “Aprendiendo a jugar correctamente”, uno espera que al menos 1110 artículos valgan la pena, pero ya una breve revisión hace notorio que habrá en esa antología más de 2000 artículos.
Como ya se ha terminado de digitalizar los primeros 400 números, o sea de 1968 a los cuatro primeros de 1976, además de otros años completos de 1980, 1981, 1982 y 2007, 2008, 2009 y los que van de 2010, ya andamos por más de 555 revistas escaneadas, prácticamente más de la mitad. Al mismo tiempo se están escaneando todos los ejemplares de la revista “Jaque Mate” de Cuba, de 1964, hasta 1977, 13 años de 12 números cada año. Otras revistas como “Ajedrez en la URSS” ya se han escaneado varios de los más de 40 años de esta revista mensual, logrando llevar más de 200 a la fecha.
Otras revistas como la antiquísima “Deutsche Schachzeitung ya han sido digitalizadas en un 70%, que equivale a más de 60 años de su edición y casi 700 números.
Otras revistas, como los años 1933 y 1934 de la Revista Mexicana de Ajedrez y más de 60 revistas mexicanas de los años cincuenta y sesenta del siglo XX, como la “Mate” del Sr. Crespo, o “Ajedrez en San Luis” del Prof. Durazo, o “Enroque del Pacífico” del Profr. Simón Delgado, se están digiltalizando por diversos aficionados a la historia del ajedrez en México. La idea es rescatar para la posteridad todas esas revistas que son testimoniales de la historia de ajedrez del mundo, de manera mejor que los libros, ya que las revistas hacen crónica de las noticias del ajedrez local e internacional. Si ya hay más de 12 000 libros de ajedrez digitalizados, es importante digitalizar revistas como las mencionadas, además de otras, de las que hay menos del 10% de las colecciones digitalizadas, como son revistas como la “Jaque” de España, el Chess Life de Estados Unidos, “Europe Echecs” de Francia, Schach de Alemania, así como el New in Chess de Holanda.
De las antiguas y poco conocidas, como la inglesa Chess World de los años 30s del siglo XX y su contemporánea Chess Review de Estados Unidos, o la también norteamericana “American Chess Bulletin” , más del 90% ya están digitalizadas, lo mismo que las ediciones diversas del Shajmaty de Riga, o las del siglo XIX del “British Chess Magazine”. Según los reportes de la cadena de aficionados que digitalizan todo lo que les cae, ya son más de 3000 revistas de ajedrez digitalizadas, pero su número crece día a día. Nada más en la última semana recabe más de 200 ejemplares del “Ajedrez de Moscú”, de los años entre 1956 y 1969; y otros 25 del boletín del Club Central de la URSS, de los años 1980 a 1992; así como espero tener pronto los 32 ejemplares que forman la colección de la revista rusa, del tiempo de los zares, “Shajmatny Listok”.
Una revista famosa de Yugoslavia, el “Sahovski Glasnik”, parece que a nadie intereso digitalizarla, aunque era excelente. Lo mismo “El Ajedrez Americano”, que inició sus publicaciones durante el match de 1927 en Buenos Aires, de Capablanca versus Alekhine. Al menos yo tuve una vez los años 1927 a 1935, cuidadosamente encuadernados. Pero ya me prometieron los archivos digitalizados.
Las revistas “digitales”, como pueden llamarse a las ediciones del Chess Base Magazine, del Informador y de las monografías de las compañías Convekta y Chess Base, más tardan en aparecer que en circular por toda la internet.
Muchos excelentes autores ven aparecer sólo en revistas sus artículos, pues producir un libro sólo está al alcance de algunos privilegiados con recomendaciones o amistades con los empresarios de las publicaciones. Por eso el acervo de las revistas es valioso. Muchos temas han sido tratados de forma magistral en las revistas sin jamás alcanzar a ver su versión en libro, por eso es de lo importante digitalizar las revistas, para así puedan llegar a todos sin verse limitado por lo pequeño que haya sido su tiraje.
Las revistas de Stenitz, o las de Capablanca, que juntas publicaron unas tres docenas de ejemplares, las llega uno a conocer sólo por sus versiones digitales en PDF, pues en su versión original es muy improbable que las lleguen a conocer el 99.999% de los ajedrecistas, en cambio en versión digital, más de 5000 las deben ya de conocer, pues circulan en varios acervos del Internet.
El lograr tener digitalizados los más de 1100 números de “64” y tener conformada la antología y una buena selección de esa antología traducida al español para que este al alcance de todos los lectores de “La América Nuestra”, será un paso muy importante para muchos instructores y entrenadores de ajedrez de Iberoamérica.

Articulo publicado segunda vez

Dos libros sobre el hábito de ser creativo.
Por MI Raúl Ocampo Vargas.
Algunos libros nos atraen por las razones más extrañas. En el inicio pueden casi pasar inadvertidos a uno y de repente, por alguna recomendación, o simplemente por azar, decidimos echarle un segundo vistazo y, sorpresivamente, sentimos una atracción inexistente la primera vez que los tuvimos en las manos, y no descansamos hasta leerlo de cubierta a cubierta, de portada a contraportada.
En este caso dos libros relacionados en cierta manera me entusiasmaron en la segunda vez. Primero les contaré que leí un artículo muy interesante en el Harvard Bussines Review de Abril de 2008 que tocaba el tema de la creatividad a través de la entrevista a la famosa coreógrafa Twyla Tharp, aquella que entre sus trabajos famosos tenía la coreografía las versions fílmicas de “Hair” y de “Amadeus”. Hará un par de meses que un alumno me mando la copia del libro “Creative Habit” de la misma Twyla Tharp, pues uno de los ejes de mis clases es el estimular que varios hábitos se desarrollen en los estudiantes de ajedrez, como clave al desempeño constant de alto nivel; y otro eje es el fomentar la creatividad. Dado el título del libro, mi alumno me recomendó que lo leyera. Una ganadora dos veces del “Emmy” y con una carrera llena de éxitos creativos, era de llamar la atención. No obstante, sólo recorrí rápidamente el libro y apenas si leí algunos párrafos con atención.
Mucho tiempo antes, cuando estudiaba unos libros del excelente autor nórdico GM Jacob Aagard, me recomendaron unos amigos de Suecia los libros del GM Tiger Hillarp Peerson y del MI Jesper Hall. Ambos los examiné levemente, pero no me parecieron del nivel de los de Aagard, aunque me dieron la impresión que el ajedrez de Escandinavia estaba produciendo mucho material interesante. Y ese pensamiento me recordó que quería examinar algunos artículos del GM Bent Larsen, escritos hace un par de décadas. En algunas partidas por Internet experimente algunas recomendaciones del “Modern Tiger” y me prometí comparar a fondo las recomendaciones para entrenamiento que daba el MI Jesper Hall en su libro “Chess Training for Budding Champions”, máxime la buena impresión que me había causado un video de los entrenamientos que daba al equipo sueco de ajedrez. Pero poco a poco fui relegando dicho propósito.
Regresando a la coreógrafa Twyla Tharp, me llamó la atención que Harvard Business Review le dedicara una entrevista. Aunque cuando la presentaron como “refuerzo” del Ballet de Miami City, mencionaron el hecho de que Harvard Business Review publicaría en abril algo de ella. Entonces estudie profundamente el texto publicado en HBR y decidí leer de nuevo su libro.
El señalar que el trabajo de rutina es el que nos lleva a la creatividad es una idea que me parece exacta con lo que es mi concepción actual de la enseñanza de ajedrez. Rutina, hábito, son palabras que suenan aburridas, pero que se traducen a intuición y creatividad.
El hablar de esos temas sin estudiar seria y profundamente como funciona el cerebro, es algo que no me atrevería a hacer. Me llama profundamente la atención que personas que levemente han profundizado en la manera en que trabajan las células cerebrales y que desconocen los entretelones de cómo aprendemos y como se comunican y de que maneras las neuronas, escriban de intuición en ajedrez. El trabajo de los GM Beliavsky y Mikhailchisin sobre intuición en ajedrez lo basaron en un examen profundo en lo que toca al ajedrez y buscaron asesorase con los especialistas rusos y exsoviéticos en el campo del funcionamiento del cerebro, por lo que su trabajo, aunque más cargado al ajedrez pragmático es valioso, pero otros, francamente dejan ver que en psicología y fisiología no son más expertos que en ajedrez, apenas rebasando los 2100 de rating en los tres campos.
En el caso de Twyla Tharp, su alto nivel en una especialidad tan creativa, le da la autoridad de hablar, máxime que su experiencia lírica en psicología, reforzada por estudios autodidactas también es amplia. Y ella no se atrevió a meterse en el terreno de la intuición y la creatividad. Ese atrevimiento es mío, pero no rebaso ciertos límites, pues se que la relación hábito – creatividad – intuición es una línea muy fina que aun con la amplia experiencia que tengo como entrenador y más de tres décadas de estudio de la pedagogía, aun sólo puedo especular y no afirmar. No se trata de vender falacias. Un libro de Anthony Blake, “Desarrolle su intuición” me pareció interesante a pesar de que es escrito por una persona que es famoso por hipnotista, no por psicólogo, pero que en su especialidad hay que reconocerle unos 2600 de rating por lo menos, como a Twyla Tharp en la suya.
No se puede hablar de Twyla Tharp sin acordarse de “Amadeus”, por lo que aún me pareció más interesante que ella hablara en la entrevista de Leopold Mozart y que afirmará que Amadeus tuvo, como don inicial, un padre muy especial. Hablar tan elogiosamente del padre de Mozart me pareció justo, como injusto dar la idea en el film “Amadeus” de que el padre pudiese tener alguna animosidad contra Wolfang Amadeus. Los más expertos en el tema no se han podido poner de acuerdo, por insuficiente evidencia relevante, en esa supuesta animosidad, como ni siquiera han podido justificar la creencia popular de la enemistad de Salieri.
El caso es que hay algunas frases de la entrevista que brinda Twyla Tharp a HBR en la persona de la editor senior Diane Coutu, que no quisiera se perdieran los lectores ajedrecistas.
“Pienso que todo mundo puede ser creativo, pero usted tiene que prepararse para serlo con rutina. No hay otro camino”. “Es un error absoluto pensar que el arte no es práctica”.
“Los mejores artistas son extraordinariamente prácticos. Los pintores más creativos saben hacer la mezcla de su propia pintura, la muelen, ponen en ella el fijador. Ellos hacen uso de todo lo que tienen a su disposición. Con mi propio trabajo, todo es la materia prima. Pero sin la preparación apropiada – hábito,– yo no podía ver cual es la materia prima apropiada o como usarla.”
“La mejor creatividad es el resultado de hábito y de trabajar con energía fuerza. Y suerte, por supuesto.
“Mozart era el hijo de su padre. Leopold Mozart era un hombre sofisticado, de pensamiento amplio, famoso en todas partes de Europa como compositor y profesor. La primera fortuna que Mozart debía tener era la de ser hijo de tal padre.”
“Cuando su trabajo está en juego, usted tiene que querer poner todo de arriba abajo. No tiene opción. Esto es una analogía terrible, pero cuando esto llega a su trabajo, usted tiene una guerra para ganar. Los hombres van a morir”
Tanto la entrevista como el libro, me parecieron de gran interés. Reforzaron mi convicción de la importancia de los hábitos y su formación a través de una rutina programada, de la práctica deliberada, como en otro artículo, de otra edición, de la misma Harvard Business Review se explicaba como se llegaba a la excelencia y se apuntaba el caso de la GM Judith Polgar y sus hermanas.
Otro de mis alumnos, me mencionaba que le gustaba en particular el libro del MI Jesper Hall y esta recomendación coincidía con un material de decenas de revistas suecas de ajedrez y una buena cantidad de software de ajedrez producido en Suecia y que una gran parte era producido por el MI Hall, que había llegado a mis manos ese mismo día.
Y en medio de un clima agotador en campos yermos, digno de las estampas manchegas que nos pintase la pluma del genio de la vieja Compluto, mis lecturas me llevaron a los fríos fiordos de Escandinavia, mientras escuchaba música de Grieg y Sibelius. Hubiera querido escuchar música de algún compositor sueco, pero no había nada a la mano. El caso es que soñando con montañas y clima nórdico, revise el libro de Hall, y así pasaron las horas. Aunque lo conocía ya muy bien, ahora le vi algo nuevo o cobraba nuevo significado. Tal vez el deseo de ya estar en climas templados, lejos de la hechicera Canaima y los llanos, donde la temperatura y el entorno es tan diferente al del Altiplano Mexicano, me hacía acercarme con agrado a lo que mi mente relaciona con lo fresco. Ya Ciudad Bolívar sería ganancia. El chiste es que ya no quiero que me den Sabana como a caballo viejo.
El caso es que con mente fresca, volví a repasar el libro del MI Jesper Hall y me pareció esta vez magnífico y nada desmerecedor ante los del GM Jacob Aagard, que por otra parte, por lo prolífico, parece el Fred Reinfeld de Escandinavia, aunque recién mudado, parece, a las Islas Británicas.
El caso es que la recomendación de mi alumno mexicano, a 5000 kilómetros de distancia, pero también quejándose del calor, casi grado a grado igual al que sufro yo, me cayo como agua fresca a la mente.
Hábito y creatividad también unidas. A un capítulo lo nombra Hall con el sugerente título de “Racionalidad tiene una hermana mayor, se llama Intuición”. Otro muy interesante y que paga tributo al más celebre ajedrecista escandinavo de la segunda mitad del siglo XX (para no disputar con Gedeon Stahlberg, Stoltz y Lundin, y en el siglo XX Carlsen), el GM Bent Larsen; con el título de “El Método de las ocho preguntas” Un capítulo muy interesante, aunque yo cambiaría el orden de las preguntas, como procedimiento para reducir la posibilidad de cometer un error. La pregunta 6 del MI Hall, yo la pondría como número 1: “¿Qué quiere hacer mi oponente?
Las otras siete son: ¿Qué tipo de estructura de peones es la de esta posición?, ¿Cuál es lo malo y lo bueno de mi posición?, ¿Qué piezas debo cambiar y cuales debo conservar?, ¿Qué bando desearía yo llevar?, ¿Cuál sería mi posición de ensueño?, ¿Puedo dar un paso hacia la dirección correcta? ¿Qué jugadas vale la pena examinar con cuidado?
El MI Hall recuerda los cuadernos de Larsen (luego unidos varios para formar un solo libro que en inglés se llama “Bent Larsen`s Good Move Guide”) que tenían ejercicios a resolver de combinaciones, de planes y de finales y hablaba del título de uno ellos que era “Usted debe tener un plan” como orden lapidaria. Ahora, tras las enseñanzas del MI Shashin es de discutirse.
Hall le da importancia a la táctica, aunque no tanto en lo que respecta a los jugadores “no maestros”. Mi convicción es que si un jugador tiene menos de 2100 de rating el mejor consejo que darle es recordarle que su nombre de pila debe ser Táctica, su apellido paterno Táctica y su apellido materno, Táctica.
El libro concluye con recomendaciones muy interesantes para entrenadores, con la interesante clasificación ideada por el MI Rikard Winsnes la del método “Inglés” y el método “Ruso”, la primera sugerida para quienes trabajan sólos y la segunda a los que lo hacen con entrenador, aunque se concluye que en el “Inglés” las cosas se hacen mejor con un apoyo o un entrenador también.
En fin, dos libros muy interesantes. Estoy agradecido a mis alumnos que me los hayan recomendado. No por nada digo que más que profesor o Coach, soy su “Coaprendiz”.

Articulos publicados segunda vez

El estudio de ajedrez con videos.
Por MI Raúl Ocampo Vargas.

Muchos comentaristas de los tiempos actuales nos afirman que vivimos en el apogeo de una era mediática. Una era en que los medios de comunicación se enseñorean por el mundo.
Ya parece ser que lo que sucedió no importa, sino lo que trascendió es lo que cuenta. Pero trascender más en ámbito que tiempo. En el juicio superficial. Pues la popularidad de algo no le da valor, pero el veredicto del tiempo, de obtener un lugar en la historia, ese si es un tamiz del más alto valor.
En el campo del estudio, se ha tratado de aprovechar cualquier recurso que pudiese ser útil, por lo que es natural que en esta “era mediática” el uso de los medios de comunicación era de esperarse fuese muy amplio.
La internet y la computación, como medios de comunicación, han demostrado de sobra su valía.
En los años 70s del siglo XX se trató de aprovechar el radio y el audio. En este campo el excampeón mundial de ajedrez José Raúl Capablanca y Graupera fue uno de los pioneros con sus lecciones por radio que han trascendido a nosotros en la recopilación de ellas realizada por su viuda y amigos y que se título, en su versión de libro, como “Ultimas lecciones de Capablanca”.
En la radio inglesa se trabajo en la década de los cincuenta con otra serie, que de nuevo llega a nosotros no en audio, sino en forma del libro titulado “Chess on the air”
Tanto la BBC, como Radio Moscú y muy notablemente “Radio Rebelde” desde La Habana, Cuba; transmitieron clases de ajedrez durante varios años. Finalmente, con la llegada de las cintas magnéticas y los cassettes surgieron las lecciones de ajedrez por audio, que no tuvieron éxito.
Llego, con las facilidades tecnólogicas que surgieron en los años 90s, el momento para las clases con video. Primero con videocassettes, primero Beta y luego VHS, para luego el video en VCD y DVD.
En video cassettes grandes jugadores como los GMs Anatoly Karpov, Yasser Seirawan, Roman Dzhindzhishashvili, Gary Lane y otros; crearon un buen número de colecciones. El GM “Dzhindzhi” ya ha realizado 65 volúmenes de sus videos.
Si bien el audio, inexplicablemente, fracaso como medio atractivo y efectivo para estudiar ajedrez, aun queda por evaluarse al video.
Suman cientos de producciones en video de lecciones de ajedrez. En inglés ya tengo una colección como de 200 videos, desde Foxy Openings, Roman Lab, los videos de Susan Polgar, decenas de chess lectures y medio centenar de videos producidos por una docena de grandes maestros rusos. Algunos de los videos se realizan con mediana producción en términos de video, y muchos son fabricaciones caseras realizadas con diversos programas computacionales e incluso video cámaras familiares, pasando por teléfonos celulares con cámara, o simples producciones realizadas con cámaras para videocam de computadoras.
Muchos se realizan con elaborados guiones y otros parecen haber sido grabados durante una charla de café. Unos con imágenes y video clips, mientras otros con tan solo la imagen de un diagrama de ajedrez con un mínimo de efectos y unas grabaciones de voz como con flojera y que provocan un sopor a quien los ve.
Pero la cuestión que interesa a la mayoría de aficionados, en lo que toca al video, es saber :
Si son valiosos instrumentos de superación.
Si el costo a pagar corresponde a los beneficios que brindan.
Saber cuales son los más útiles, los más provechosos, e incluso los mejor y más bellamente realizados.
Sobre todo la cuestión de si vale la pena la inversión que hay que hacer en la compra de videos es la que más interesa e importa al aficionado en general que se comunica conmigo para solicitarme una orientación al respecto.
Por lo general se puede decir que en lo que respecta a producción y buena técnica de elaboración de video, muy pocos de los videos especializados en ajedrez se salvan y muchos menos se pueden evaluar como muy bien producidos.
Hay, por supuesto, unas producciones muy profesionales de “video home” de filmes profesionales relacionados con el ajedrez.
Se puede citar a “Donald en el país de las matemáticas”, “En Busca de Bobby Fischer” o, como se conoce en algunos países con el título de “La jugada inocente”; el filme de Catherine Deneuve “El Ajedrez de la Reina”, “Nieves Blancas de Rusia”, biográfica sobre Alekhine, el filme cubano “Capablanca”; etc. Peto fueron producciones para cine que no buscan el enseñar ajedrez.
Pero videos realizados para estudiar ajedrez, en lo general y en una muy amplia mayoría, muestran producción muy pobre. A excepción de la serie de Roman Labs, tienen mínima producción e imagen. Muchas veces son solo un diagrama de ajedrez con sonido, la voz del maestro explicando, sin más gráficas o cuando más la imagen del maestro hablando.
Los videos incluidos en programas computaciones como los presentados en Fritz para niños, tienen muy buenas imágenes, pero sus alcances de estudio son limitados, generalmente diseñado para niños pequeños más o menos interesados por el ajedrez.
La mayoría de los videos de ajedrez parecen concretarse en un maestro diciendo algunas jugadas e ideas, al lado un diagrama de ajedrez, y ya. No se presentan tablas, cuadros sinópticos, mucho menos mapas mentales, y casi nada de imágenes planeadas para estimular el aprendizaje o cuando menos dar una presentación estética.
Son como un libro electrónico y nada más. Video y sonido simplemente, con limitados alcances de enseñanza y aprendizaje.
¿Son útiles para aprender? Por lo general si. ¿Son herramientas útiles para enseñar? También, aunque su utilidad es muy variable de acuerdo al estilo de cada video en particular.
¿Para que niveles, o son para todos? Algunos que son crónicas de torneos son buenos para todos los niveles, pero la gran mayoría sirven para jugadores de menos de 1900 de rating, y , con uso limitado a no más de 15 minutos, para niños aficionados que militen todavía en tercera y segunda fuerza. O sea no rebasen los 1900 de rating.
Los mejores me parecen, por su contenido, no por su imagen o producción, los de Roman Labs. Aunque la mayoría están dedicados a las aperturas, es indudable que el ver uno de los videos de Roman enseña una buena cantidad de cosas a los aficionados que aún no llegan al nivel de maestros. Incluso hay algunas partes del video que sería útil verla y estudiarla a cualquiera, aunque se consideren más instructivas para jugadores de más o menos de 2000 de rating.
Lo que puedo decir es que de los videos de Roman Labs, todos podemos extraer útiles enseñanzas. Lo mismo de algunos videos del afamado Bruce Pandolfini y otros del GM Mikhailchisin puestos en el sistema normal de Chess Base, que mezcla video con programas de computación.
¿Relación costo beneficio? Ese es el principal problema, como siempre, el económico. Entre 20 y 30 dólares cada video, no dejan de estar caros, pues una colección completa representaría una inversión de unos 3000 dólares.
Si se compara con el costo de libros o de software, los videos tienen una relación costo –beneficio inferior a la de comprar un buen libro o un buen programa.
Pero es cuestión de gustos.

20 jun. 2010

Libros Genéricos de Ajedrez o variaciones sobre un tema de Nimzovich.


Era habitual en el siglo XIX que compositores de diversa calidad trabajasen sobre una obra maestra de otro compositor consagrado o más reconocido que ellos. Para no ser tomados como plagiarios, daban títulos a sus obras con el agregado de “variaciones sobre un tema de…”
Prácticamente todos los que escribimos un libro o artículo de ajedrez aportamos una muy pequeña cantidad de novedades, más bien trabajamos en las variaciones de un tema de un autor predecesor.
El MI John Watson escribió un libro muy notable que revisaba la evolución de la estrategia en ajedrez a partir de Nimzovich hasta el siglo XXI. Un gran libro con solo unos cuantos detalles pequeños muy novedosos. Pero nadie se atrevería a llamarlo plagiario.
Todos los que escribimos sobre ajedrez somos principalmente recopiladores. El mismo Capablanca citó fragmentos de libros de otros autores y lo mismo hicieron Alekhine, Botvinnik y Euwe, ya no se diga Dvoretsky y Alburt.
Hay un libro rumano muy notable: “Ajedrez Progresivo” que digamos que es un libro genérico pues tiene temas completos de otros libros pero con importantes agregados que lo hacen un libro notable en si mismo, pero original en un 10%. Ese tipo de libros son los que convienen al lector de habla hispana, uno que contenga traducciones de libros importantes que no tenían su traducción en español, con agregados especiales que los actualicen, haciéndolos “genéricos”, ni plagiados, ni originales, sino recopilaciones en parte con una estructura especial y con adiciones significativas.
A mi se me ocurrió traducir el libro “Como llegué a ser Gran Maestro” de Aarón I. Nimzovich, completo, como soló apareció en una edición rusa de 1929, para adaptarlo a videos para la serie “Magos de Riga”, pero luego decidí adicionarle una actualización comentando como había evolucionado la pedagogía ajedrecística en los años posteriores al fallecimiento de Aarón Isaeyevich, para complementarlo con la traducción de otro trabajo poco conocido de Nimzovich: “Técnica de Torneos” con otra actualización que hice de algunos planteamientos. El resultado de unir esos dos pequeños libros y de las actualizaciones que hice, quedó en un libro “Genérico”, que deje con el nombre de “Como llegar a ser Gran Maestro, según Nimzovich”.
Citemos un fragmento, de consejos especiales del GM Nimzovich:
“Asuma una actitud reflexiva y atenta hacia el ajedrez. Entienda que un conocimiento y una asimilación profunda de un elemento es más eficaz en el mejoramiento de su sentido posicional que un conocimiento superficial de todos los elementos. El tratamiento de un elemento está repleto de `el valor posicional'...
¡Intente memorizar el menor número posible de variantes! El sentido posicional debería liberarle de la esclavitud de las variantes. Y por lo tanto: ¡esfuércese en desarrollar en usted este sentido posicional!...
¡Incluso más importante es el análisis! Analice una apertura en la que usted esté interesado con algunos amigos (cuya fuerza sea superior a la suya ligeramente). Pero su trabajo analítico no debe estar encajonado en las aperturas por ningún concepto; también debe analizar una variedad de posiciones típicas.
Así recomendamos:
1) Estudie un número limitado de partidas, pero muy a fondo;
2) Efectué un estudio cuidadoso de los elementos (usando el libro “Mi Sistema”);
3) Obtenga un conocimiento detallado y profundo de un número modesto de situaciones típicas a través de realizar un análisis completo.
En Resumen: ¡Es indispensable abordar seriamente el asunto¡ “
Si le interesa el libro genérico, no deje de comunicarse.

10 jun. 2010

Las Herramientas de la superación y la Ciencia aplicada al ajedrez.



En el mundo del deporte el afán de ganar ha llevado a tratar de acopiar cuanto elemento nos pudiese dar una ventaja competitiva. La ciencia aplicada al deporte va creciendo en influencia día a día conforme avanza el siglo XX1.
Ya algunos lectores se inconformaban con la denominación que hacía yo de la Escuela de Riga al decirles a sus principales exponentes “Magos”. Pues lo tomaban como contrarios al rigor científico, cuando todas las tesis y maneras de operar de dichos entrenadores tenían bases científicas. Por supuesto que tengo que admitir que hice un uso muy liberal de la palabra “Mago” para hacer más atractivas las enseñanzas de los entrenadores de Riga. No me sonaba que llamarles “Los científicos del ajedrez de Riga” llamase tanto la atención como la de “Magos de Riga”. Por supuesto que eran científicos.
¿A que llamamos ciencia y a que magia? Me gustan a mi las definiciones del poeta William Blake del siglo XVIII, más que los tecnicismos.
La música de las esferas es científica y es mágica. Para mi es valedero denominar a Pitágoras como científico y como mago. Admito que un científico trata de comprender a la naturaleza y el mago a forzarla, según la concepción de la mente medieval. Pero hay que recordar a Copernico y a Kepler haciendo horóscopos y no por eso eran menos científicos.
Los “Magos de Riga” como científicos aplicaban los conocimientos de cómo trabaja la mente para lograr la superación de sus pupilos.
Seguir el dialogo del ábaco y de la rosa, a la manera del “•Dialogo” de Galileo, enfrentar ciencia y humanismo ya espero ha sido superado.
Vivimos en un mundo profundamente penetrado por la ciencia, en un mundo que es real e integral. No podemos convertirlo en un juego por el simple procedimiento de tomar partido por un bando.
Decía mi maestro Bronowski: “El humanista que desprecia a la ciencia quizá bromea un poco, pero este bromear no es cosa de risa. Pensar que la ciencia es un conjunto de trucos especializados, ver al científico como si fuera un hombre dedicado a la práctica de extrañas habilidades, constituye la verdadera raíz de la venenosa mandrágora que florece principalmente en esas tiras de dibujos que llamamos “comics”. No hay doctrina más amenazadora, y, en la actualidad, más degradante, que aquella en cuya virtud imaginamos que podemos hurtarnos a la responsabilidad de tomar decisiones con respecto a nuestra sociedad, mediante el expediente de” traspasarla a unos cuantos científicos dotados de un mágico poder especial.”
La ciencia es aprovechar todas las potencialidades de la naturaleza, comprenderla y lograr así superar al hombre. De ahí deviene la tecnología y las “prácticas de extrañas habilidades”.
Ahora bien, los “Magos de Riga” pertenecían a su tiempo y elaboraron sus propias herramientas de acuerdo al contexto en que vivían. Nosotros, para ser auténticos con nuestro tiempo, observamos como funcionaban sus herramientas y nos construimos otras, o adaptamos las creadas por otros, y las utilizamos, con el alcance de la tecnología y la computación, superiores en su potencia, con el objetivo de lograr mejores resultados que los “Magos de Riga”. Mejores en velocidad, mejores en facilidad; pero no podríamos aceptar que son mejores si no al menos igualan sus resultados y logran hacerlo en menos tiempo y son accesibles a mayor número de personas con costos más bajos. Los “Magos” beneficiaron a los que eran cercanos a ellos, yo pretendo beneficiar a los que se encuentran a la distancia. Pero me ayudo de la tecnología, que es la bota de siete leguas. En lugar del sistema de correspondencia soviético que utilizaban para atender decenas de alumnos con clases que viajaban semanas para llegar a su destino, tengo el email, que viaja a gran velocidad. En lugar de la gran capacidad editorial de la URSS que producía miles de libros, tengo la magia de la memoria magnética que en un CD de medio dólar guarda una centena de imágenes de libros. En lugar de poder estar hombro con hombro con los pupilos, los programas y software de entrenamiento permiten cuidar que la práctica deliberada se lleve a cabo.
Una gama de creaciones de la informática aplicada al ajedrez son utilizadas para lograr reproducir el sistema de enseñanza de los “Magos de Riga”. Programas como el “Chess quiz”, “Chess Hero” o “Chess Mazes”, así como el Posicional Chess Training, brindan horas de práctica deliberada de la manera más divertida y útil, fomentando la creación de hábitos positivos, sustituyendo al profesor que pone posiciones en un tablero mural para que las resuelvan sus pupilos. En PDF colocamos libros y textos. En mp3 y video, sonidos e imágenes para reforzar la memoria y aprovechar tiempos que se perderían, pues ahora todo mundo con un mp3 puede repasar en audio los conceptos una y otra vez. Programas que repasan posiciones sirven para memorizar y comprender aperturas. Una apertura que ya se ha estudiado y analizado, a veces hay que repasarla y eso lo hacemos con un software especial para estudiar aperturas en una décima del tiempo que le tomaba a Koblenz enseñarla a sus pupilos con un tablero demostrativo. El Chess Base y las versiones elevadas de Chess Hero logran la “magia” de realizar una “Troyka” personal. Cuadros sinópticos o Mapas mentales, después de ser comprendidos manualmente, son más fáciles de elaborar con software especial, lo que hace que podamos disponer de una veintena de mapas con el esfuerzo de hacer uno antaño. Ahora bien, también hay que cuidar cuando es mejor hacerlo a mano que con computadora. Eso no los indica el psicólogo educativo, que puede estar a nuestro alcance, gracias a la ciencia y sus aplicaciones, aunque vivamos todos a miles de kilómetros de distancia separados.
Una vez intente hacer un inventario de los diversos elementos tecnológicos que usaba para dar mis cursos. Software como el Office de Microsoft, incluyendo Power Point, Excel, Word, Movie Maker, Publish, ya me son indispensables; pero los de Chess Base, Adobe para PDF, Dejavu para leer libros de otras latitudes, Omnipage para escanear, Sound Forge para editar sonidos, y una decena de programas para entrenar desde Rybka, Fritz, Chess Quiz, etc; son de uso constante. Cuando rebasé los 60 programas inventariados, ya deje de hacer dicho inventario. Como cada curso es especial, hay veces que con un alumno solo requiero usar unos 10 programas, pero con otros hasta más de 40. Un alumno, que tiene problemas de vista, requirió que usará un Voice Gold, para pasar a sonido, mucho del material que le mando, así como adaptar el Chess base para que cada pieza que toque una casilla tenga un sonido diferente y así pueda realizar ejercicios tácticos casi a la ciega.
Ahora que las bases de datos, los libros, los expedientes, la información variada que proviene de bibliotecas de todas partes, también requieren sus propios programas. Una vez, hace años, tuve que enfrentarme a que bibliotecas enormes de ajedrez no estaban en PDF sino en Dejavu y tuve que aprender un nuevo programa cuando estaba muy a gusto con los PDFs. Luego aparecieron libros muy importantes ya no en PDF y Dejavu, sino con terminaciones CDR y entonces a conseguir y aprender otro tipo de lector. Total que eso no acaba nunca. Imágenes y videos los hay en decenas de formatos y es necesario tener acceso a todos.
El caso es que sin la informática aplicada al ajedrez, la brecha puede ser enorme. Esa llamada “Brecha Digital” puede ser tan grande como el cañon del Sumidero, o la Barranca del Cobre. Y para que esa brecha no dependa enteramente de la capacidad monetaria, dividiendo a los niños ricos, con todas las oportunidades, de los pobres pero talentosos, hay que trabajar duro todos los días para compensar con “mañas y técnicas”, como orgullosamente decía un antepasado “meinstein”, para no caer en la "Goyishe kop," aunque espero yo haya superado la jewbiliation, como decían en Nueva York, donde algunos viejos se niegan a decir el nombre Garry Kimovich y utilizan el “Weinstein” de Kasparov.
Un habanero residente en la Ciudad de México, Lázaro Pérez, cuando hablábamos de cómo el ajedrez cada vez más se enseñaba con computadoras, decía que ya necesitaba que yo le diera lecciones de computación más frecuentemente que de ajedrez. Según su cálculo, ya el 25% de nuestras clases “presenciales” tenían que ver con “algún programita” inventado por algún azkenazim, mientras los sefaradíes como él, eran orgullosamente guiados más por la intuición que con la racionalidad. Yo, para exasperarlo, le decía que la intuición se alimentaba de esos programitas, que además muchos de esos programas fueron inventados por algunos descendientes de técnicos aun mas alejados de las sinagogas y que quizás usaron brazaletes rojos con una cruz gamada negra.
Para acabarlo de molestar le enseñe un artículo del New York Times de Gregory Cochran, Jason Hardy, y Henry Harpending sobre la inteligencia de los azkenazim y en que decía que el 54% de los campeones mundiales de ajedrez tenían un padre o dos azkenazim; si bien me guarde la refutación de Jay Gould (La mala medida del hombre) y el artículo de Steven Pinker, de la Universidad de Harvard al respecto.
El caso es que Lázaro, nacido en una época en que la computadora no marcó su existencia, prefería ver los ejercicios impresos y no gustaba de verlos en la pantalla de la computadora. De ese mismo hábito me confesaba el MI Russek hace una década, pero creo que ya hace mucho tiempo debió modernizarse, pues aunque originario de una ciudad más antigua que cualquiera de la América Nuestra (nació en Tiberiades, Israel; habitada más de 1000 años antes de la era cristiana), y poseedor de una vena artística ciento por ciento, no puede haber escapado de las garras del Chess Base y de un buen número de programas computacionales “Made in Germany”.

Prólogo al tema de ciencia y ajedrez.


Jacobo Bronoswki, estudioso de la ciencia y los valores humanos, ajedrecista realizador de un excelente programa de radio enteramente dedicado al ajedrez y famoso por su programa de TV “El Ascenso del hombre” , así como mentor y orientador espiritual de un maestro internacional, su seguro servidor, decía:
“Cuando los hombres interpretan erróneamente su propio trabajo no pueden comprender el trabajo de los demás, por esto es natural que ciertos científicos se hayan mostrado indiferentes ante las artes. Han tenido a bien, junto con los humanistas, creer que la ciencia es algo mecánico y neutro, y, en consecuencia, únicamente pudieron justificar su actividad proclamando su valor práctico. Basándose en este mismo criterio insuficiente, han juzgado, como cabía esperar, que la poesía, la música y la pintura son, por lo menos, irreales, “y, a menudo, carentes de todo significado. Aquí, contradigo tales opiniones.
Entre los actos creadores de la mente en los campos de la ciencia y del arte existe una semejanza. Sin embargo, cuando alguien utiliza la palabra ciencia en una frase cual la anterior, quizá quepa sospechar que con ella no quiere expresar lo que la definición de ciencia expresa. ¿Voy acaso a desviarme hacia aquellos acertijos de la Teoría de los Números que tanto gustaban a Hardy, o hacia las cerebrales especulaciones de los astrofísicos, a fin de defender una ciencia abstracta que carece de influencia en la vida práctica?”
“Definiré la ciencia como la organización de nuestros conocimientos de modo que permita sacar más partido del potencial escondido en la naturaleza. Por lo tanto, pienso en algo que es, al mismo tiempo, profundo y práctico. Abarca desde la teoría de la dinámica de los gases hasta el teléfono, los puentes colgantes y la pasta médica para los dientes. Este concepto no permite efectuar una clara delimitación entre el conocimiento y el uso. Naturalmente, gente hay a quien gusta trazar una línea divisoria entre la ciencia pura y la ciencia aplicada, y se da la rara circunstancia que por lo general es la misma gente a quien el arte le parece irreal. Para ésos, la palabra útil es decisiva, a fin de dictar sentencia a favor o en contra de una obra; y se sirven de esta palabra cual si únicamente significara aquello que es causa de que la gente se sienta más pesada después de comer.”
“El hombre llega a dominar a la naturaleza no mediante la fuerza, sino gracias a la comprensión. Esta es la razón por la que la ciencia ha triunfado allí donde la magia fracasó, ya que aquélla no ha buscado conjuros con los que encadenar a la naturaleza. El alquimista y el mago de la Edad Media pensaban, y el aficionado a las tiras de comics sigue siendo alentado a compartir este pensamiento, que la naturaleza ha de ser dominada merced a ingenios que violan sus leyes. Pero, a los cuatrocientos años de haberse iniciado la revolución científica, sabemos que únicamente podemos conseguir las finalidades que nos proponemos a través de las leyes de la naturaleza, a la que solamente cabe la posibilidad de controlar mediante la comprensión de sus leyes. Ni siquiera podemos afirmar que nos proponemos coaccionar a la naturaleza, insistiendo en que nuestro trabajo tiene la finalidad de concedernos poder sobre ella. Debemos limitarnos a aceptar que el poder es un subproducto de la comprensión. Así vemos que los griegos decían que Orfeo tocaba la lira con tal dulzura que las fieras quedaban sometidas por la mano que hacía vibrar las cuerdas. Jamás insinuaron que Orfeo alcanzó este don debido a que se había propuesto ser domador de leones. “

8 jun. 2010

Programa de Curso:

Curso Especial para Superación Continua en Ajedrez.
Syllabus:
Tipo de Curso:
20 horas, cuatro módulos de 5 horas, 10 teóricas y 10 prácticas.
Objetivos:
Proveer a los participantes de métodos para su superación ajedrecística, con instrumentos y la capacitación para elaborar y llevar a cabo sus programas de entrenamiento y superación continua; así con métodos de estudio dirigido y preparación psicológica.
Capacitar para diseñar e impartir entrenamientos a jugadores de nivel escolar o guiar a los familiares en la iniciación al ajedrez.
Enfocado:
A jugadores adultos o juveniles destacados que deseen superarse como jugadores o que deseen apoyar la superación de alumnos o familiares.
Adecuado para jugadores con:
Experiencia en participar en torneos de ajedrez, conocimientos elementales de computación, entre 1200 y 2000 de rating, con poca experiencia en asistir a cursos curriculares de ajedrez de la FIDE (pues algunos temas son iguales a los cursos de la FIDE para entrenadores).
De Preferencia:
Con nivel académico superior a educación media básica, conocimientos elementales de inglés.
Material a disposición de los participantes:
Método de juego de ajedrez por algoritmos: Videos, rotafolios, archivos PDFs y en formato de Chess Base, 15 sesiones de autoestudio.
Curso de Estudio de Combinaciones: Videos, rotafolios, archivos PDFs y en formato de Chess Base, 18 sesiones de autoestudio.
Curso de Cálculo de Variantes: Videos, rotafolios, archivos PDFs y en forCmato de Chess Base, 15 sesiones de autoestudio.
Curso de Estrategia algoritmos de jugadores: Videos, rotafolios, archivos PDFs y en formato de Chess Base, 15 sesiones de autoestudio.
Curso de Enseñanza Básica de Ajedrez (para enseñar ajedrez a escolares y niños): Videos, rotafolios, Manuales de instructor, archivos PDFs, papelería de apoyo como exámenes de control, ejercicios y actividades, antologías de más de 100 libros. 25 clases para jugadores de 0 a 1200.
Antologías de más de 100 libros y programas de estudio, traducidos y adaptados de los oficiales de la URSS, para jugadores de 0 a 1200, de más de 1200 a 1600, de más de 1600 a 1900, y de más de 1900 a 2100.
A los participantes al curso se les dará la opción de adquirir este material por $400.00 (su costo normal via email es de $2000 en México o entre $150 dólares y $200 dólares en Iberoamérica, Estados Unidos y España).
Es Comprobable que se han adquirido paquetes similares en los precios señalados en Argentina, Colombia, Costa Rica, Chile, España, Estados Unidos, Guatemala, Nicaragua, Perú y Uruguay; así como en los estados de Baja California, Campeche, Colima, Chiapas, Distrito Federal, Durango, Estado de México, Oaxaca, Tlaxcala, Veracruz y Yucatán.
El ponente del curso es el único que ha realizado cursos valederos para la FIDE en Iberoamérica para la Confederación de las Américas y ha sido capitán y entrenador de equipos nacionales de diferentes categorías y países para eventos de la FIDE desde 1974 y coordinador en eventos FIDE del ciclo del Campeonato del Mundo desde 1985
Campeón Centroamericano y del Caribe y tres veces subcampeón. Siete veces consecutivas ganador del Campeonato Nacional por Equipos de México. Campeón de la Ciudad de México y cocampeón del Nacional Abierto de México en dos ocasiones. Seleccionado Olímpico de México en varias ocasiones y representante de México en organizaciones internacionales aparte del ajedrez.
FIDE Trainer y Maestro Internacional Raúl Ocampo V.
Programa del Curso:
Primer Módulo de 5 horas.
Hora Tema
1 El sistema de algoritmos y su aplicación.
2 La autoevaluación y la elaboración de un programa de estudio
3 Análisis de las partidas propias
4 El error y sus características.
5 Ejercicios correspondientes al módulo




Segundo Módulo de 5 horas
Hora Tema
1 Algoritmos para la táctica 1
2 Algoritmos para la táctica 2
3 Algoritmos para la táctica 3
4 El Algoritmo de la elección de jugada
5 Ejercicios correspondientes al módulo


Tercer Módulo de 5 horas
Hora Tema
1 Algoritmos de Evaluación de Posiciones
2 Algoritmos de Jugadores y su aplicación
3 Algoritmo Capablanca 1
4 Algoritmo Capablanca 2
5 Algoritmo Petrosian




Cuarto Módulo de 5 horas-
Hora Tema
1 Psicología en Ajedrez y la preparación para torneos
Uso de Antologías.
2 Superación Continua, Kaizen, y el fenómeno SINOP
Entrenamiento con Computadoras 1
3 Psicología Cuántica y Ajedrez
4 Hábitos y Esquemas de Razonamiento.
5 Bitácoras de Torneos y diseño de programas de superación de ajedrez
Entrenamiento con Computadoras 2


Programación a dos módulos por día.
Costos del Curso en la República Mexicana:
En la Ciudad de México:
$400.00 por participante. (equivale a $20 pesos la hora). Opcional el adquirir el paquete. Con paquete $800.00 Paquete sin inscribirse a curso $700.00, incluye la asistencia a un módulo a elección.
Interesados solicitar calendario de fechas.
Fuera de la Ciudad de México en coordinación con organizaciones locales.
$800.00 por participante, que incluye asistencia a los cuatro módulos y paquete.
Número mínimo: 7 participantes y cubrir gastos de transporte terrestre hasta 700 kilómetros de distancia del D.F. y aéreo en caso de mayor distancia.

Nuevos paquetes para instructores y profesores de ajedrez.

Hace unos tres años diseñe unos paquetes de instructores que han tenido buena aceptación. En cursos de instructores realizados por la FIDE en Tabasco 2006, en otros como los organizados por la Asociación del DF en 2004, 2005 y 2009; así como el de San Luis Potosi en 2005, a los participantes se les dotaba de un paquete con material similar. Pero después de realizar algunos cursos via email, sobre todo a instructores de Perú, Colombia, Venezuela y Uruguay; se ha diseñado nuevo material adicional y ahora consta de las clases básicas en versión rotafolio electrónico (imágenes para verse en TV con lector de DVD o con computadora), versión de videos, archivos en PDF; manuales con papelería de apoyo, como son exámenes de control, bitácora de torneos, Cuadernos de Mejora continua, videos con la breve historia del ajedrez, curso sobre combinaciones, en versión rotafolio electrónico, PDFs y en archivos en formato Chess Base, programas de computación de apoyo como Chess Quiz, Chess Mazes, Chess Hero, etc. Videos serie Magos de Riga, etc. Archivos en Chess Base, con los programas rusos traducidos al español, versión 1992, para alumnos de 0 a 1800 de rating, y una antología de extractos de más de 100 libros clásicos. En total 10 discos, algunos de CD y otros DVD, con material como para dotar a un club de ajedrez con todo lo necesario para una pequeña academia de ajedrez. Ya los primeros paquetes han sido confeccionados para los estados mexicanos de Baja California, Durango y Jalisco; así como para Colombia, Chile, Guatemala, España, Paraguay y se está en negociación con Albuquerque en Nuevo México, Sacramento en California, en los Estados Unidos y para Luanda, Angola; así como para otras ciudades iberoamericanas. Un paquete que no excede los 200 dólares de costo, que es muy inferior al precio de 700 dólares de paquetes similares, menos completos, que se ofrecen por editoriales internacionales.
Además de ser útil para profesores, un paquete de este tipo ha sido adquirido para estudio personal por un jugador de Argentina y otro de México y se expresan muy bien de los resultados obtenidos personalmente, así como de que lo han utilizado para acercar a sus hijos al ajedrez. Si le interesa usted un paquete como este, escriba a chesscom@hotmail.com

2 jun. 2010

Para estudiar y entrenar con computadora.

Hace unos días apareció el programa Rybka 4, que se dice es lo más fuerte en programas que juegan ajedrez entre computadoras. En alguna de esas cuevas en los mares donde navegan Bucaneros y Piratas, me hice del mencionado programa y comencé a hacer experimentos para ver si era tan efectivo como el Fritz 12 para realizar algunos entrenamientos de ajedrez.
Aunque si se denota un poco más de fuerza que el Fritz, ya que en las posiciones seleccionadas para entrenamiento y de las que existen amplios análisis de los grandes maestros, las jugadas que produce Rybka se acercan mucho más, a menudo son exactamente igual, que las que sugieren los grandes maestros en sus análisis, en comparación con las del Fritz. Digamos que el Fritz da el 65% de las jugadas de los grandes maestros, mientras que Rybka 4 rebasa el 85%.
El Rybka 3 inclusive se acercaba más a las jugadas y análisis de las partidas por grandes maestros que el Fritz 12. Y ya que este es un factor muy importante para que el entrenamiento, la práctica deliberada, es señal de que el mejor programa a elegir para el entrenamiento es el rybka.
El uso de la computadora, con posiciones específicas y análisis de grandes maestros profundos de esas posiciones, ha mostrado ser un factor fundamental en la superación de un jugador. Da solución a la problemática de algunos jugadores que residen en poblaciones aisladas y que pueden jugar no más de 20 partidas al año en torneos nacionales y no más de 9 partidas en torneos abiertos internacionales.
Las posiciones específicas que se utilizan para jugar con las computadoras y realizar una práctica deliberada acorde con nuestro plan de entrenamiento, no es sencillo elegirlas. Es un poco lo que pasa con las famosas 300 posiciones básicas de la escuela soviética. Durante años de enseñanza y entrenamiento he podido seleccionar un buen número, más de 600 posiciones que reúnen las siguientes características:
Surgieron en partidas entre grandes maestros.
Tienen un gran historial de análisis y han sido examinadas por muchos grandes maestros y comentaristas de ajedrez. Eso facilita el comparar nuestro desempeño jugando contra la computadora con el de un gran maestro contra otro.
Contienen estructuras de peones que aparecen muy comúnmente en la práctica moderna actual.
Es seleccionada la posición para entrenar en un aspecto muy específico en que se desea mejorar, o para corregir un defecto detectado o una insuficiencia en experiencia tratando posiciones similares.
Ahora bien, entrenar con una computadora, sin tener bien preparada la posición especifica, difumina mucho los posibles logros que se pueden alcanzar si uno lo hace con la posición adecuada.
El jugar desde la jugada 1 con una computadora, puede, aleatoriamente, darnos la experiencia de jugar una apertura que nos interese, pero puede suceder que la computadora elija una variante que no es de nuestro interés.
En los entrenamientos con humanos se ha demostrado la ventaja de hacerlo con apertura obligada al menos y el jugar posiciones avanzadas específicas era un sistema muy usual en la escuela soviética durante décadas. Claro que a mayor fuerza del oponente, más efectivo, en logros rápidos y en experiencias profundas es el entrenamiento. Y ahí la computadora posibilita el jugar partidas de entrenamiento, a partir de posiciones específicas, con un contrincante de gran fuerza y de consistencia envidiable.
Y aunque me parece exagerado lo que dice la propaganda comercial de que un Rybka juega como un gran maestro de 2700 de rating FIDE, si me da la evidencia de jugar como un gran maestro de unos 2450 y 2550 de Elo. Si es entrenar un jugador de 1500, lo mejor es graduar la fuerza a unos 250 puntos más de Elo, y claro, elegir una batería de posiciones de acuerdo a temas relevantes para que un jugador de 1500 se eleve a 1900.
Ahora bien, en la misma cueva donde “acopie” el Rybka, hay todo tipo de programas como el “Chessimo”, “Chess Master”, etc; y creo que el Rybka y el Fritz son los programas más adecuados para entrenar con computadoras.
Para la enseñanza a distancia del ajedrez, como la que realizo en mis cursos, se requiere aprovechar a la computadora de muchas maneras:
Como medio de comunicación con los estudiantes.
Como herramienta de entrenamiento con programas como Rybka, Fritz, Chess Hero, Chess Quiz y Chess Mazes.
Como plataforma educativa con lectores de PDF, de archivos Chess Base, de audio, de videos.
Como huésped de acervos bibliográficos, bases de datos, antologías y cuadernos electrónicos.
Ahora que esta potencialmente excelente herramienta para apoyar el entrenamiento, no funciona sola. Requiere el programa de trabajo y una buena cantidad de programas, muchos que en versión normal son excesivamente caros, y que el poderlos adquirir o no, crearía una brecha de oportunidades entre los diferentes alumnos, por ello la solución son los “genéricos”, o sea programas que son freeware, o programas modificados de tal manera que su uso no se restringa a la necesidad de adquirir costosas licencias para usarlos.
Las posibilidades de usar la computadora para nuestra superación ajedrecística es tan grande, que han alimentado dos libros que realice sobre el tema, uno en 1998, con muchas posiciones y metodologías, y uno en 2006 que ya venía acompañado de un CD con programas y colecciones de posiciones. Ya a finales de 2009 tuve que hacer una actualización y examinar libros similares sobre como usar la computadora para entrenar, lo que resulto en un “vademécum” que ha tenido bastante aceptación en el tipo de lector al que va dirigido.
Mi idea en los cursos es que los alumnos puedan ser dotados de todo lo necesario para su entrenamiento y adquisición de habilidades y conocimientos, sin que tengan que gastar aparte de pagar su curso.
La informática aplicada al ajedrez sigue en continuo crecimiento y creo que continuará brindándonos innovadoras herramientas que podrán ser la diferencia en nuestra superación continua y los alcances a que pueda llegar esta.